Tribunales

El expresidente valenciano José Luis Olivas se enfrenta a tres años de cárcel por fraude fiscal

El ministerio público mantiene su petición de pena tras el juicio y cuestiona la «ética» del que fuera máximo mandatario de Bancaja

Imagen de José Luis Olivas a la salida de la Ciudad de la Justicia de Valencia
Imagen de José Luis Olivas a la salida de la Ciudad de la Justicia de Valencia - MIKEL PONCE

Visto para sentencia. La Fiscalía de Valencia mantiene la petición de tres años de prisión para el expresidente de la Generalitat Valenciana y de Bancaja, José Luis Olivas, por cobrar 580.000 euros por intermediar y asesorar al empresario Vicente Cotinoen la venta de unas acciones eólicas del grupo Sedesa a Iberdrola, aunque finalmente se las quedó Sedesa.

El fiscal acusa a Olivas de un delito de fraude fiscal, al igual que a Cotino, para quien reclama la misma pena. Por su parte, el abogado del Estado pide dos años y medio de prisión a los dos acusados y añade en su escrito a la mujer del expresidente de la entidad financiera, con la misma petición de condena.

Las acusaciones han cuestionado así mismo la "ética" de Olivas por la operación sobre la que está en tela de juicio. En concreto, la Abogacía ha dicho: "Merece un reproche ético la actitud de Olivas por representar a todas las partes, a compradores y vendedores en la misma operación. Su posición queda bastante en entredicho", ha subrayado.

El juicio comenzó el pasado 18 de octubre en el juzgado de lo Penal número 6 de Valencia, donde Olivas negó que cometiera algún tipo de fraude fiscal en la operación que realizó con el sobrino del expresidente de las Corts Juan Cotino, y defendió que le cobró por el asesoramiento y por mediar en la venta de unas acciones de su empresa eólica en una operación que fue "beneficosa" tanto para el empresario como para Bancaja e Iberdrola.

Según Fiscalía, el empresario pagó 580.000 euros a una sociedad de José Luis Olivas --que éste compartía con su mujer-- por unos trabajos que no existieron y por lo que Vicente Cotino se desgravó la factura, causando así un perjuicio a Hacienda.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios