Sucesos

Un excursionista halla un granada de mortero y la lleva por su cuenta a un cuartel de la Guardia Civil

El artefacto data de la Guerra Civil y cuentacon cincuenta milímetros de calibre

Imagen de la granada de mortero
Imagen de la granada de mortero - ABC

La Guardia Civil ha intervenido una granada de mortero de 50 milímetros de calibre que un ciudadano encontró en Valdelinares (Teruel) y entregó en el cuartel de Massamagrell (Valencia) y que data de la Guerra Civil y podría haberse utilizado en el conflicto.

Según un comunicado del instituto armado, el pasado 26 de septiembre un hombre acudió al cuartel de Massamagrell para entregar una granada de mortero que había encontrado en la localidad de Valdelinares (Teruel).

Una vez conocidos los hechos, desde el cuartel se informó al Equipo de Desactivación de Explosivos de la Guardia Civil de Valencia, que se desplazaron al lugar.

Los agentes comprobaron que se trataba de una granada de mortero de 50 milímetros con carga explosiva, y "previsiblemente", de las utilizadas en la Guerra Civil.

Esta granada fue trasladada por los especialistas para su posterior destrucción en una zona segura, y desde el cuerpo han recordado que este tipo de artefactos no deben ser manipulados y tampoco deben trasladarse a las instalaciones de la Guardia Civil.

En este sentido, han explicado que la forma de actuar ante el hallazgo de algún artefacto explosivo consiste en no tocar ni manipular el objeto y avisar de inmediato a la Guardia Civil a través del teléfono 062.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios