SESIÓN PLENARIA ATÍPICA

El alcalde de Alicante convoca su primer debate del estado de la ciudad y no habla

La oposición califica de «burla» el silencio de Echávarri y sus socios de gobierno se muestran sorprendidos

El alcalde, Gabriel Echávarri, en silencio durante el pleno del debate sobre la ciudad
El alcalde, Gabriel Echávarri, en silencio durante el pleno del debate sobre la ciudad - JUAN CARLOS SOLER

El alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri (PSOE), ha convocado su primer debate sobre el estado de la ciudad y no ha hablado, un silencio que ha dejado estupefactos a los concejales. Desde la oposición, PP y Ciudadanos le han recriminado esta "burla" a la opinión pública alicantina, mientras que los dos socios de gobierno del socialista, (Guanyar Alacant-Podemos y Compromís) no han ocultado que estaban "sorprendidos".

En esta sesión plenaria atípica, en la que la última palabra ha salido de boca del portavoz popular, Luis Barcala, ha habido numerosas referencias a la exalcaldesa Sonia Castedo, razón que todavía ha aumentado la incredulidad de los aliados del alcalde, por su silencio.

"Y es que el año que viene se plantea que vengan ciudadanos también a intervenir", ha alertado Barcala, que se ha preguntado: "¿Se les va a hacer el mismo desplante? El alcalde se va a permitir el lujo de no venir porque no hay proposiciones y no se vota. Entiendo que ha sido una verdadera burla a los alicantinos el no dar la cara. No se ha comportado como el alcalde que Alicante se merece"

Se trata del segundo debate monográfico de estas características que celebra el consistorio alicantino en su historia tras otro precisamente en la etapa de Castedo, el 8 de octubre de 2012, aunque la diferencia ha sido que el de este viernes es a iniciativa del tripartito (PSPV-PSOE, Guanyar y Compromís) y el de hace cuatro años forzado por la oposición, entonces ejercida por socialistas, EU y UPyD.

La junta de portavoces se había reunido previamente para organizar las reglas de esta sesión monográfica y había previsto que Echávarri pudiera tomar la palabra 15 minutos al inicio y otros 10 para acabar, pese a lo cual el alcalde no ha hecho uso de la prerrogativa y se ha limitado a elevar la voz para "levantar la sesión", tras oír las intervenciones y réplicas de los portavoces.

El portavoz municipal y de Compromís, Natxo Bellido, ha admitido su "sorpresa" por la decisión del alcalde -"tendrá sus razones"- y desde la oposición, Luis Barcala (PP) lo ha calificado de "inaudito" y "desprecio" y Yaneth Giraldo (nueva portavoz de Ciudadanos, tras la dimisión deJosé Luis Cifuentes) de "falta de respeto".

Las explicaciones de Eva Montesinos (PSPV-PSOE), Miguel Ángel Pavón (Guanyar) y el citado Bellido (Compromís) sobre el bagaje del tripartito no han convencido a los portavoces de la oposición ni a los no adscritos Fernando Sepulcre y Nerea Belmonte, y se han producido los previsibles rifirrafes dialécticos en los que, en mayor o menor medida, se ha reiterado el nombre de Castedo.

Yaneth Giraldo, la nueva portavoz de Ciudadanos
Yaneth Giraldo, la nueva portavoz de Ciudadanos- JUAN CARLOS SOLER

Después de que el popular Barcala tildase de "reality show" las "broncas" internas del tripartito, Bellido también ha citado en una ocasión a la exalcaldesa al contestar que "reality era esta ciudad con los plenos de la señora Castedo".

PP, C's y los no adscritos han coincidido en que la falta de confianza en el tripartito impide avanzar.

Ortiz antes y ahora

Barcala ha acusado al actual "Politburó municipal y post-soviético" del tripartito de convertir a Ortiz en "4,5 millones de euros más rico que hace un año y medio" por las prórrogas de algunas contratas, y ha afirmado que "muchos alicantinos piensan que es el peor gobierno municipal de toda la historia".

Para el popular, los únicos avances se refieren a la captación de fondos europeos DUSI y a situar a Alicante como puerto base, y ambos asuntos provienen de la etapa del PP mientras que no se han cumplido los prometidos planes de choque contra la exclusión, de limpieza ni que tan siquiera hayan desaparecido los desahucios.

Giraldo (C's) ha pedido al alcalde y a su equipo que "ya está bien de llorar y echar la culpa" al PP, y ha lamentado los más de 10 millones de euros que se han seguido pagando a Ortiz y la falta de comunicación entre Echávarri y su vicealcalde, Pavón.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios