El alcalde de Alicante (derecha), con los portavoces de sus dos socios de gobierno, en imagen de archivo
El alcalde de Alicante (derecha), con los portavoces de sus dos socios de gobierno, en imagen de archivo - JUAN CARLOS SOLER
Imputación judicial

El alcalde de Alicante se aferra al cargo y dice que gobernará con seis concejales

Los dos socios del PSOE en el tripartito -Guanyar (Podemos) y Compromís- ya han advertido a Echávarri de la ruptura del pacto de gobierno si no dimite

ALICANTEActualizado:

El alcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, ha manifestado este lunes su firme propósito de «gobernar con seis concejales, si hace falta», pero en ningún caso dimitir, tal como le exigen de forma inapelable sus dos socios o romperán el pacto de gobierno del tripartito, Guanyar Alacant (marca Podemos) y Compromís, después de su imputación por presunta prevaricación en el fraccionamiento de contratos del área de Comercio, conocida el pasado viernes.

Que la vara de mando siga en sus manos el resto de la legislatura, tal como él asegura que fue el «mandato» de los votantes, dependerá ahora de los posibles pactos de otras fuerzas políticas, aunque la aritmética parece poco propicia a una moción de censura, porque tendría que aliarse toda la oposición en bloque, incluidos los dos concejales no adscritos, que salieron por la puerta falsa de Guanyar Alacant y de Ciudadanos.

De hecho el grupo municipal del PP ha anunciado que iniciará «conversaciones» con los grupos políticos en el Ayuntamiento para abordar la «situación de ingobernabilidad» que se ha «agudizado» en la ciudad, a raíz esta «crisis», por boca de su portavoz, Luis Barcala.

Difícil mayoría

No obstante, sus ocho concejales -ganó las elecciones- tendrían que sumar con el de Nerea Belmonte (ex de Guanyar), que se ha mostrado dispuesta a negociar, y también con los cinco ediles de ciudadanos más Fernando Sepulcre, el otro no adscrito, que difícilmente encajaría con sus antiguos compañeros de filas del partido de Albert Rivera. A él le interesaría más negociar una alianza de PP-PSOE con él como alcalde, incluso, aunque técnicamente resulta imposible porque su condición actual le impide encabezar ninguna candidatura como cabeza de lista.

Además, dado que hay dos denuncias en los juzgados por el caso de estos contratos supuestamente fraccionados para su adjudicación directa «a dedo», una del PP y otra posterior de Ciudadanos, los pactos hipotéticos de los socialistas con estas dos formaciones para salvar su gobierno de mayoría parecen inviables, de entrada.

«Tras la citación por los juzgados del alcalde por una presunta prevaricación ahora no tenemos alcalde y no sabemos si tenemos responsable de Urbanismo y de Limpieza, por lo que vemos con mucha preocupación cómo los tres socios del tripartito empiezan a abandonar un barco que se hunde», ha lamentado en un comunicado el portavoz 'popular' Luis Barcala.

A su entender, el anuncio de Compromís de dejar el gobierno municipal en el plazo de un mes si Echávarri no se aparta, «evidencia que el proyecto del tripartito ha fracasado». Posteriormente, Guanyar ha dado menos margen al alcalde y le ha lanzado el órdago de un día nada más para el «relevo».

«De no ser así, el grupo municipal de Guanyar Alacant planteará en una asamblea extraordinaria la ruptura del pacto de gobierno y el abandono del gobierno municipal», ha advertido en un comunicado.

El grupo municipal ha explicado que la decisión se ha tomado en «cumplimiento del pacto de gobierno», al tiempo que han respaldado, además, la solicitud de la convocatoria «inmediata» de la mesa de seguimiento del pacto de gobierno, que se ha previsto para este martes.