Cataluña - Política

El Ayuntamiento de Badalona cerrará mañana pero los concejales atenderán a los ciudadanos

El consistorio asegura que se trata de «un golpe de Estado a la autonomía local»

El primer teniente de alcalde y alcalde accidental de Badalona, Oriol Lladó (d), y el tercer teniente de alcalde, José Téllez
El primer teniente de alcalde y alcalde accidental de Badalona, Oriol Lladó (d), y el tercer teniente de alcalde, José Téllez - EFE

El Ayuntamiento de Badalona acatará mañana la resolución de un juzgado barcelonéscontra su voluntad de permitir que los trabajadores municipales canjearan el festivo Día de la Hispanidad por el 9 de diciembre, pero los ediles acudirán a las puertas del consistorio para atender a ciudadanos.

El juzgado contencioso-administrativo número 14 de Barcelona ha dictado una medida cautelar contra el consistorio después de que la Delegación del Gobierno en Cataluña interpusiera ayer un recurso al respecto. «En ningún caso queríamos ni queremos poner a ningún trabajador municipal en una situación complicada», ha apuntado el primer teniente de alcalde y alcalde accidental, Oriol Lladó, en rueda de prensa.

Lladó ha sostenido que la propuesta que se puso sobre la mesa no respondía solamente a motivaciones políticas, sino que se trataba de una iniciativa consensuada con los sindicatos en pro de la conciliación de la vida familiar con la laboral.

«Tiene que quedar claro que estamos frente a un golpe de Estado a la autonomía local», ha lamentado el tercer teniente de alcalde, José Téllez, que ha recalcado que se trataba de una opción «voluntaria».

Téllez ha criticado la «dureza» con la que el Estado ha actuado en relación con la propuesta badalonesa, pero ha avisado de que no desestabilizará al gobierno que encabeza Dolors Sabater (Guanyem Badalona en Comú), que se halla de viaje.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios