Vídeo: La abstención de la CUP impedirá la investidura de Turull - EFE

La CUP se abstiene y bloquea la investidura de Turull

Los anticapitalistas no votarán al diputado de Junts per Catalunya, tercer candidato fallido de los independentistas

BARCELONAActualizado:

La CUP no investirá al candidato de Junts per Catalunya Jordi Turull. Así lo han afirmado en un comunicado difundido por los anticapitalistas que desmonta el pleno de investidura en el que se debía votar al candidato neoconvergente. Aparentemente, el pleno sigue adelante, aunque la aritmética parlamentaria imposibilita que Turull salga investido en primera vuelta, cuando los votos de los antisistema son completamente imprescindibles.

«No podemos condicionar nuestra acción política a la acción de represiva del Estado. Desde el primer momento, dijimos que había que continuar el embate con un programa de gobierno para esta legislatura que fuera valiente y continuara el mandato del 1-O», han argumentado los anticapitalistas a menos de veinte minutos del inicio del pleno que debía coronar al exconsejero de la Presidencia de Carles Puigdemont como nuevo jefe del Ejecutivo catalán.

Asimismo, los antisistema agregan que la CUP ya expresó en su consejo político del 3 de marzo que la propuesta de programa de gobierno de JpC y ERC no avanzaba en la construcción de «medidas republicanas ni sociales». La decisión de la CUP no ha acabado de sorprender ya que a lo largo de la mañana los anticapitalistas habían insinuado que si no se aumentaba exponencialmente la voluntad rupturista de republicanos y «junteros», su voto por Turull sería difícil de conseguir.

Turull, con Llarena sin ser «president»

Uno de los objetivos de investir a Jordi Turull era escenificar la «incapacidad negociadora» del Estado al llamar a una vistilla con el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena a un «presidente electo». Finalmente, al no lograr los votos de la CUP, el exconsejero asisitirá a su encuentro con la justicía como un exalto cargo más, como todos los otros exconsejeros cesados tras la intervención de la Generalitat.