Cataluña - Barcelona

Clausuran un club cannábico que captaba a sus socios ofreciendo gominolas con marihuana

La operación, realizada en el centro de Barcelona, se ha saldado con cinco detenidos

Los agentes han intervenido 5.945 gramos en cogollos de marihuana, valorados en 29.962 euros
Los agentes han intervenido 5.945 gramos en cogollos de marihuana, valorados en 29.962 euros - EFE

La Guardia Urbana de Barcelona y la Guardia Civil han detenido a cinco personas en una operación que ha permitido clausurar un club cannábico del centro de Barcelona, que captaba a un centenar de socios cada día, en su mayoría turistas y algún menor, a los que ofrecían incluso gominolas con marihuana.

En rueda de prensa, el capitán de la Guardia Civil Alfonso Casajús y el intendente de la Urbana Juan Rodríguez han subrayado la importancia de esta operación, en la que se ha clausurado la «Asociación Cannábica 420», del número 7 de la calle Notariat de Barcelona, que contaba con unos 16.000 socios, la mayoría turistas extranjeros -entre ellos algún menor-, que grupos de «agentes verdes» se encargaban de captar en los puntos turísticos.

El club cannábico, que con anterioridad se había saltado al menos tres precintos administrativos por parte de la Urbana por infringir las ordenanzas municipales, ofrecía a sus socios varios productos de marihuana, entre ellos unas gominolas redondas de color verde y rojo con THC (la sustancia activa del cannabis), que iban precintadas con plástico sin detallar su composición.

Los responsables policiales han advertido sobre el riesgo de estas gominolas, ya que, como los demás productos que se ofrecían en el club cannábico, se podían sacar del local sin problemas y además, al ingerirse, sus efectos eran retardados y no se advertían hasta la digestión, por lo que se podía producir un exceso en su consumo con el consiguiente riesgo de sobredosis e intoxicación.

En el registro policial en el club cannábico, que fue clausurado en septiembre pasado y que ahora tiene las actividades suspendidas por orden judicial, los agentes intervinieron 212 golosinas con THC, con un peso de 3.164 gramos, así como elementos más habituales en este tipo de establecimientos, como 5.945 gramos en cogollos de marihuana, valorados en 29.962 euros; 269 gramos de hachís, valorados en 1.700 euros, y 74 cigarrillos liados de marihuana.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios