Cataluña - Barcelona

Barcelona salva in extremis la exposición con esculturas de Franco ante el Born

El voto de calidad del equipo de gobierno deshizo el empate entre los partido

Recración virtual de la exposición frente al Born
Recración virtual de la exposición frente al Born

La escultura ecuestre -decapitada- de Francisco Franco, obra de Josep Viladomat, y las de la Victoria franquista y la República, de Francesc Mares, se exhibirán en la vía pública frente al Born Centre Cultural y Memòria en octubre. Pese a que todos los grupos de la oposición censuraron con argumentos dispares la exhibición en las calles de Barcelona de estas esculturas relacionadas con la dictadura franquista, la comisión de Derechos Sociales, Cultura y Deportes rechazó ayer la proposición de CiU para que el gobierno municipal reconsiderase la oportunidad de exhibirlas.

El resultado de la votación fue de empate: 15 votos a favor de que el gobierno municipal reconsiderara la exhibición de las esculturas -de los grupos de CiU y ERC- 15 en contra -del gobierno municipal, BComú y PSC- y 11 abstenciones -Ciudadanos, PP y la CUP, por lo que no prosperó, al imponerse el voto de calidad del equipo de gobierno.

El primer teniente de alcalde, Gerardo Pisarello, compareció en la comisión a petición de ERC para informar sobre el objetivo, el mensaje y los contenidos del proyecto de exposición temporal «Franco, Victoria, República. Impunidad y espacio urbano», en el Born, que incluye la exhibición de las tres polémicas esculturas frente al centro. Pisarello aseguró que el objetivo de mostrar estas tres esculturas «es generar reflexión crítica alrededor de la impunidad del franquismo, sobre todo en democracia».

El concejal de CiU Jaume Ciurana consideró que es un error exhibir en la calle esculturas que sirvieron para humillar «a tantas víctimas durante 40 años» mientras «las heridas están abiertas», y acusó al gobierno municipal de actuar con «arrogancia intelectual».

El republicano Alfred Bosch advirtió de que «estas exhibiciones de estatuas llevan a la discordia» y a la «confrontación» y con ellas BComú pierde «el sentido común».

La concejal de Ciutadans Marilén Barceló acusó al gobierno de Colau de querer hace del Born «el gran referente del antifranquismo» y la portavoz del PP, Angeles Esteller, aseguró que con la exposición el gobierno de BComú «desde un prisma guerrocivilista pretende volver a abrir heridas que no tienen en cuenta que la transición reconcilió a las dos Españas».

La portavoz de la CUP, Maria Rovira, señaló que su grupo no discute el proyecto expositivo pero que habría de cambiar su emplazamiento «porque no tiene nada que ver con significado histórico del Born».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios