José Antonio de Santiago-Juárez y Óscar Puente, este pasado jueves en el Ayuntamiento de Valladolid
José Antonio de Santiago-Juárez y Óscar Puente, este pasado jueves en el Ayuntamiento de Valladolid - F. HERAS
Política

Puente se descuelga y anima al PSCL a dialogar con la Junta sobre Ordenación

De Santiago-Juárez consigue la primera mancomunidad urbana de la mano del alcalde de Valladolid

VALLADOLIDActualizado:

El regidor vallisoletano, Óscar Puente, y el vicepresidente de la Junta y consejero de la Presidencia, José Antonio de Santiago-Juárez, mostraron este pasado jueves públicamente su satisfacción por el acuerdo de constitución de la Mancomunidad de Interés General Urbana de Valladolid, que agrupa a 25 municipios de la provincia (la capital y su alfoz) y que ayer fue respaldada por unanimidad por sus regidores. Entusiasmo que, en el caso de De Santiago-Juárez se explica en el hecho de que se trata de la primera mancomunidad que inicia el proceso para su creación como tal que y que, por lo tanto, es el primer fruto de la ordenación del territorio que aprobaron las Cortes en lo que se refiere a las áreas urbanas.

Y cobra aún mayor interés si se tiene en cuenta que el acuerdo escenificado este pasado jueves entre el vicepresidente de la Junta (PP) y el alcalde de Valladolid (portavoz además de la Ejecutiva Federal Socialista) llega después de que el PSCL, encabezado por Luis Tudanca, haya cerrado la puerta a la aprobación de la ley de mapas rurales, necesaria para completar el modelo de ordenación. De ahí que la complicidad que mostraron en el consistorio vallisoletano ambos dirigentes políticos resultase más que elocuente. El propio Puente aseguró sobre su apoyo a la mancomunidad urbana que «tengo todo el respaldo de mi partido», si bien reconoció que «si no lo tuviera, la decisión la hubiera tomado igual porque primero soy alcalde». Es más, aunque no se atrevió a recomendar esta fórmula a los alcaldes socialistas de otros municipios, sí apuntó que «si están en una situación similar no veo ninguna razón para no hacerlo», con la salvedad de que «una cosa es el mundo urbano y otra el rural» y, en este último caso, reconoció no conocer bien sus características. Pero lo que si dejó claro es que «Valladolid puede ser un campo de prácticas para otros territorios y, si sale bien, yo les animaría».

Óscar Puente fue aún más lejos y en este ambiente de consenso con el vicepresidente de la Junta y no sin antes recordar que «mi partido no me ha puesto ninguna pega» por la postura adoptada, animó «al diálogo» entre el secretario autonómico del PSOE, Luis Tudanca y la Junta para que «se resuelva» el conflicto que se mantiene en torno a los mapas rurales que tiene bloqueada en las Cortes regionales la Ley de Ordenación. «Si pueden entenderse, adelante», insistió.

Además, el alcalde de Valladolid reconoció sentirse muy satisfecho por el acuerdo que se alcanzó en la Asamblea de la CUVA (Comunidad urbana de Valladolid), agrupación formada por 25 ayuntamientos que desaparece como tal para transformarse en mancomunidad.

Con financiación

En este sentido, Puente destacó dos aspectos «positivos»: primero, que se ha pasado de «un grupo de amigos» a la constitución de «un ente con personalidad jurídica» y, en segundo lugar, la posibilidad de conseguir financiación, de forma que se podrá acoger a la línea de ayudas cuyo plazo finaliza el 29 de junio. «La historia merecía la pena; damos un paso adelante en la consecución de nuestros objetivos con una propuesta positiva y razonable», señaló el alcalde de Valladolid ante el proyecto que el propio vicepresidente de la Junta le presentó en su despacho del Ayuntamiento a finales del pasado año.

Precisamente, De Santiago-Juárez, que se mostró encantado de estar en el Ayuntamiento y «con el alcalde de mi ciudad», destacó que la mancomunidad «es buena para los 410.000 vecinos a los que queremos prestar mejores servicios». «Vimos que esto era bueno y decidimos olvidarnos de los carnés», sentenció

Por su parte, el PP de Valladolid hizo suya la propuesta de la mancomunidad de Valladolid como fórmula de agrupación y se felicitó por la postura del alcalde. Sin embargo, el PSOE vallisoletano, a través de su cuenta de twitter advirtió de que durante la rueda de prensa con el vicepresidente de la Junta no había ningún representante del Grupo Popular.