Castilla y León

Antonio Romo: «Ser referente ético es un orgullo y un servicio»

La Diputación de Salamanca entrega su Medalla de Oro al sacerdote en el Día de la Provincia

Javier Iglesias charla de forma distendida con Antonio Romo, antes de hacerle enrega de la Medalla de Oro
Javier Iglesias charla de forma distendida con Antonio Romo, antes de hacerle enrega de la Medalla de Oro - EFE
N. PRIETO Salamanca - Actualizado: Guardado en: Castilla y León

Artífice de la puesta en marcha de iniciativas como una escuela de pastores, una quesería, una casa de acogida, una empresa de hortalizas y otra de limpieza, además de un ropero, el sacerdote Antonio Romo recogió este miércoles de manos del presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, la Medalla de Oro de la Provincia «en reconocimiento a una biografía presidida por la generosidad, la entrega y la solidaridad sin límites», según recoge el texto del acuerdo institucional.

Con voz firme, pero emocionado, el religioso que ya tiene en su haber el Premio Castilla y León de Valores Humanos en 2015, se mostró orgulloso de ser considerado «referente ético». «Es un orgullo y un servicio», reiteró a pesar de pensar que no ha hecho «nada heroico, ni extraordinario» sino que ha intentado vivir lo que un día le dijo su padre: «Cumple siempre con tu deber».

A sus 77 años, el «feliz» sacerdote salmantino, al que le «gustaría ser» como el Papa Francisco al que tildó de «muy llano y sincero, y que cuando hay que decir una cosa, la dice», expresó su convencimiento de que en los momentos difíciles hay que sacar «lo mejor que tenemos poniendo esfuerzo y trabajo, y buscando fórmulas creativas». Durante su intervención, recordó a las personas que han estado junto a él y le han ayudado y que personificó en el párroco Francisco Buitrago, a quien le cedió simbólicamente la Medalla de Oro que acababa de recibir. Defensor a ultranza del trabajo en equipo porque «transforma las dificultades en alegría compartida», el sacerdote, que citó en su intervención al periodista y escritor uruguayo Eduardo Galeano y a la poeta Gloria Fuertes, abogó por hacer de «nuestra tierra un vergel. Éste fue siempre el sueño de los que creyeron en los valores».

Por su parte, en su discurso el presidente de la Diputación de Salamanca significó de Antonio Romo el trabajo «incansable» con el fin de «mitigar la marginalidad y la exclusión social» procurando además «confianza para seguir adelante, ilusión para hacerlo con fuerza y esperanza en un mundo mejor».

Ya en clave política, Javier Iglesias puso como ejemplo de «estabilidad institucional» a los alcaldes y concejales en unos «momentos de incertidumbre» que se viven en España y ha tildado de «incomprensible» la celebración de unas terceras elecciones. «España debe formar Gobierno ya. Hay mimbres y razones múltiples para hacerlo», concluyó el mandatario provincial, cuyas palabras no estuvieron exentas de críticas por parte de los grupos del PSOE y de Ganemos por considerarlas de «discurso injurioso, indigno y ofensivo más propio de un mitin que de un acto institucional».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios