EspañaLa Audiencia cree que hay indicios racionales de que el marido de la mujer muerta en Quintanar participó en hechos

Los familiares del hombre esperan que se abra otra línea de investigación

Puerta de la Audiencia Provincial de Toledo
Puerta de la Audiencia Provincial de Toledo
EP Toledo - Actualizado: Guardado en:

La Audiencia Provincia de Toledo ha dejado en prisión preventiva eludible bajo fianza de 20.000 euros a F.J.C.C., investigado por la muerte de su mujer que fue hallada con heridas de arma blanca en la localidad toledana de Quintanar de la Orden en enero de 2016, pero considera que siguen existiendo indicios racionales de que participó en los hechos y por ello ha rechazado la petición que ha hecho su defensa de sobreseimiento del caso. Se está la espera de nuevas muestras de ADN.

Así consta en el auto de apelación de la Audiencia Provincial de Toledo, al que ha tenido Europa Press, en el que estima parcialmente el recurso de la defensa del investigado, por el que solicitaba que se sobreseyera el procedimiento y se le exonerará de cualquier tipo de responsabilidad penal en los hechos, ante la existencia de una muestra ADN que no correspondía con el suyo.

La Audiencia toledana resolvió a finales de octubre dicho recurso, después de que el 6 de octubre el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Quintanar de la Orden, que lleva la instrucción del caso, desestimase la petición de libertad provisional comunicada y sin fianza para F.J.C.C., situación en la que se encontraba el investigado desde el pasado mes de enero cuando sucedieron los hechos.

La Audiencia de Toledo, al estimar parcialmente el recurso presentado por la defensa, ha decidido mantener la situación del investigado que tras la revisión ha quedado en prisión preventiva eludible bajo fianza de 20.000 euros. Pero ha establecido, como medidas cautelares, la obligación de éste de comparecer ante juzgado todas las semanas, la prohibición de salir del territorio nacional y la retirada del pasaporte.

La Audiencia Provincial dice que ya en dos ocasiones anteriores ha confirmado la decisión del juzgado de Quintanar de mantener en prisión preventiva al marido de la víctima en base a la existencia de indicios racionales de su participación en los hechos, a la espera del resultado de las nuevas muestras de ADN.

Y es que la posible participación de otra u otras personas en los hechos, junto con el tiempo transcurrido desde que se decreto su ingreso prisión, la imposibilidad del investigado de influir en las pruebas, su arraigo familiar y el escaso riesgo de huida, han llevado al máximo órgano judicial de la provincia a modificar su situación procesal en el único sentido de establecer esa fianza.

Otra línea de investigación

Familiares y amigos de F.J.C.C. esperan que se abra otra línea de investigación, ahora que éste ha quedado en libertad bajo fianza «tras comprobarse que el AND del arma con la que se cometió el crimen no coincide con el suyo».

Según el portavoz de la familia y de los amigos José Bernardino Tello, desde un primer momento la familia y amigos estaban convencidos de su inocencia y a pesar de ello, «la única línea de investigación de la Fiscalía era buscar la culpabilidad de Javier», a pesar de que «prueba tras prueba se ha ido demostrando su inocencia».

Según José Bernandino Tello, F.J.C.C. está todavía psicológicamente muy mal, porque ha sido «un palo muy duro». «Ha estado muchos meses en prisión y ha sufrido un linchamiento por parte de la opinión pública. Le está costando incorporarse a la vida normal, porque quizá está pasando ahora el duelo de Isabelana».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios