El director del colegio «Infanta Cristina» de El Provencio, Ricardo Sánchez, confía en que con el buen tiempo todos los alumnos eviten el coche para ir al colegio
El director del colegio «Infanta Cristina» de El Provencio, Ricardo Sánchez, confía en que con el buen tiempo todos los alumnos eviten el coche para ir al colegio - HERAS
Educación

Al «cole» se va en bici o patín

El colegio «Infanta Cristina» de El Provencio, en Cuenca, ha logrado que el 80% de sus alumnos eviten el coche para acudir al centro

CUENCAActualizado:

A veces querer es poder. Lo saben bien en el colegio «Infanta Cristina», de El Provencio, en Cuenca, donde han logrado que el 80 por ciento de los alumnos se desplace hasta el centro escolar andando, en bicicleta o patín, evitando el coche. No es casualidad. Se trata de una iniciativa europea, el proyecto llamado «Stars», con el que se pretende dejar el coche en casa siempre que sea posible.

«El resultado ha sido increíble», asegura el director del «Infanta Cristina», Ricardo Sánchez, que explica que en los últimos años detectaron que cada vez eran más los escolares que llegaban al centro en vehículos a motor, provocando incluso aglomeraciones en las horas punta, con los peligros de seguridad vial que ello conlleva en ocasiones.

Aunque algunos días de bajas temperaturas, lluvia o nieve, ese 80 por ciento disminuye, reconoce el director del colegio, lo importante es crear conciencia en los alumnos para fomentar los desplazamientos activos y saludables en un pueblo como El Provencio, no demasiado grande y con distancias cortas. De ahí que Sánchez confíe en que en el último trimestre, coincidiendo con el buen tiempo, el cien por cien de los alumnos eviten el coche para ir al colegio.

De momento, el centro ha incorporado aparcabicis y casilleros en el patio para que sus 217 alumnos y sus 20 profesores puedan dejar sus medios de transporte saludables en un lugar seguro. Además, el director dice que el Ayuntamiento también está volcado en esta iniciativa, que se suma a su participación en el programa «Escuela saludable» de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha.

El alcalde de El Provencio, Julián Barchín, explica que se ha mejorado la señalética del municipio y se han creado puntos de encuentro para que los chavales puedan ir juntos al colegio. «Más pasos de cebra, más controles y más seguridad vial», dice el regidor, que anima a que esta iniciativa «sea un ejemplo a seguir» en otros municipios de la provincia de Cuenca y en pueblos similares al suyo, donde hace décadas todos iban al colegio andando o en bicicleta.