Los Reyes asisten a la Misa de Resurrección en la Catedral de Palma - EFE

Los Reyes, sus hijas y Doña Sofía asisten a la Misa de Resurrección en la Catedral de Palma

En las inmediaciones de la Seo se encontraban varios centenares de personas, tanto residentes como visitantes

PALMA DE MALLORCAActualizado:

Los Reyes y sus hijas, junto con Doña Sofía, han asistido este domingo a la Misa de Resurrección celebrada al mediodía en la Catedral de Palma. A su llegada, la Familia Real ha sido recibida por la delegada del Gobierno en Baleares, María Salom, y por el administrador apostólico de Mallorca, monseñor Sebastià Taltavull, acompañado por los integrantes del Cabildo catedralicio.

En las inmediaciones de la Seo se encontraban varios centenares de personas, tanto residentes como visitantes, que han aplaudido y han vitoreado a Don Felipe, Doña Letizia y Doña Sofía, que han correspondido a esas muestras de afecto con varios saludos. También han recibido idénticas expresiones de cariño la Princesa de Asturias Leonor y la Infanta Sofía.

La Familia Real ha llegado a las puertas de la Catedral de Palma en un Volvo XC90 de color negro conducido por el Rey Felipe, vestido con un traje azul marino, camisa azul claro y corbata amarilla. Según recoge Europa Press, del asiento del copiloto se ha bajado la Reina Letizia, con americana azul, leggins azul marino metalizado y tacones stiletto azul marino. La reina Sofía, por su parte, se ha dejado ver con un vistoso traje de chaqueta con falda de color rosa fucsia y zapatos y bolso del mismo color, gris metalizado. Las pequeñas de la familia, la princesa Leonor y la infanta Sofía han sido las últimas en salir del coche con la ayuda de su madre. Ambas vestían vestidos y bailarinas similares, la mayor de color azul marino y la pequeña de rojo.

A su salida de la ceremonia, que ha durado algo menos de una hora, los integrantes de la Familia Real han dado la mano a algunos de los fieles en el interior de la catedral. Posteriormente, han salido del templo y se han despedido de la prensa y asistentes. Las niñas, acompañadas de sus padres y su abuela, han dado la mano a las personas situadas a las puertas de la Catedral de Palma, visiblemente emocionadas --algunas mujeres incluso han estallado en llantos de emoción-- y coreando '¡Viva el Rey!'.

Finalmente, el Rey Felipe, la Reina Letizia, la princesa Leonor, la infanta Sofía y la reina emérita Sofía se han introducido en el mismo coche en el que han llegado y han abandonado el lugar con el Rey como conductor. Para garantizar la seguridad de este acto, la Policía Nacional ha desarrollado un amplio dispositivo de seguridad alrededor de la zona. Incluso algunos francotiradores se han situado en lo alto de una de las torres de la zona de la Almudaina, desde donde han vigilado con prismáticos el desarrollo de los acontecimientos.

A la Misa de Resurrección celebrada en la Catedral palmesana, la tercera a la que Don Felipe y Doña Letizia asisten como Reyes, han acudido los mismos integrantes de la Familia Real que el pasado año, ya que entonces y también este domingo no acudió Don Juan Carlos.

Al tratarse de un acto de carácter privado, no institucional, los Reyes no han sido recibidos por ningún representante del Gobierno balear, que en esta legislatura preside la socialista Francina Armengol. Tradicionalmente ha ocurrido siempre así, como este domingo, tanto con los gobiernos autonómicos del PP como con los tripartitos liderados por el PSOE. La única excepción en ese sentido se produjo en la pasada legislatura, cuando los Reyes eran recibidos a la entrada de la Catedral por el entonces presidente regional, José Ramón Bauzá, y la entonces presidenta del Consejo de Mallorca, María Salom, ambos del Partido Popular.