El histórico Seminario de Nobles (s. XVIII), actual sede de los juzgados de Calatayud
El histórico Seminario de Nobles (s. XVIII), actual sede de los juzgados de Calatayud - ABC
Patrimonio

Más de 90.000 euros para «secar» el histórico edificio de los juzgados de Calatayud

El Gobierno aragonés adjudica las obras, que se centrarán en atajar los problemas de humedades que afectan al inmueble

ZaragozaActualizado:

El Gobierno aragonés invertirá algo más de 93.000 euros en el saneamiento arquitectónico del histórico Seminario de Nobles de Calatayud, actual sede de los juzgados de la ciudad.

Las obras han sido adjudicadas por la Dirección General de Justicia e Interior (Consejería autonómica de Presidencia). Se centrarán en diversas mejoras dirigidas, principalmente, a atajar los problemas de humedades que afectan a este importante conjunto arquitectónico, levantado por la Compañía de Jesús en el siglo XVIII. Las obras quedaron inconclusas y el edificio no se pudo completar. Los jesuitas fueron expulsados de España antes de que pudieran construir el ala derecha de este monumental inmueble.

Tras pasar por diversos usos -entre ellos el de hospital municipal y residencia de ancianos hasta los años 90 del siglo pasado-, el Ayuntamiento presidido en aquel momento por Fernando Martín logró pactar con el Gobierno central un ambicioso proyecto de restauración que sacó de la ruina al histórico Seminario de Nobles y lo reconvirtió en sede de los juzgados de Calatayud. Como tal fue reabierto en junio del año 2003.

Casi quince años después de aquella completa restauración, se han ido apreciando problemas de humedades en el conjunto. Según ha explicado el Gobierno aragonés, se trata de patologías arquitectónicas comunes en edificios históricos de Calatayud.

Para resolver esos problemas y mejorar las condiciones de climatización, se encargó un proyecto que fue redactado por la empresa Pemán y Franco Asociados. En ese documento se detallaron las obras a realizar, que son las que ahora se han adjudicado por algo más de 93.000 euros: refuerzo y mejora del circuito de calefacción del edificio, la colocación de una puerta en la sala de calderas, reparaciones en tabiques y muros, y colocación de suelo técnico y cableado de la sala de vistas principal.