Tribunal

Condenado a 17 años de prisión por asesinar a un indigente en Zaragoza

El acusado, de 35 años, le golpeó brutalmente poco después de haber estado hablando amigablemente con él en un bar

Jorge Callejas (en la imagen, durante el juicio) ha sido condenado por asesinato con alevosía
Jorge Callejas (en la imagen, durante el juicio) ha sido condenado por asesinato con alevosía
R. P. Zaragoza - Actualizado: Guardado en: Aragón

Un hombre de 35 años ha sido condenado a 17 de prisión por asesinar a un indigente argelino en el zaragozano barrio de Santa Isabel. La sentencia da por probado que el acusado, Jorge Callejas Hernández, le golpeó brutalmente en la cabeza y le estranguló poco después de haber estado hablando amigablemente con el indigente en un bar.

Los hechos ocurrieron en la noche del 4 al 5 de enero de este año. El jurado popular que ha juzgado a Jorge Callejas le ha declarado culpable de asesinato con alevosía. La Audiencia Provincial de Zaragoza le ha condenado por ello a 17 años de prisión -la Fiscalía llegó a solicitar 22- y a pagar más de 80.000 euros en indemnizaciones: 40.000 a la madre de la víctima y 10.000 euros a cada uno de sus cuatro hermanos, así como 1.261 euros al Hospital Clínico de Zaragoza por la asistencia de urgencia que prestaron al agredido.

Said Tahraoui tenía 47 años. Vivía en una chabola y sobrevivía recogiendo chatarra. En la noche del 4 de enero coincidió en un bar con Jorge Callejas, quien había quedado con un primo suyo. Los tres entablaron una fluida conversación durante horas hasta que cada uno de ellos se marchó al cerrar el bar.

Según las conclusiones de la investigación policial -que el tribunal ha dado por probada-, poco después Jorge Callejas vio cómo Said profería gritos en la calle. Se acercó a él y la emprendió a golpes contra el indigente.

El acusado llevaba una mochila con unos patines, ya que es aficionado a este deporte. Los golpes fueron reiterados y brutales en el cráneo y en la nuca. Además, el informe forense determinó que también cogió a la víctima por la cabeza para golpeársela contra una superficie, y que le estranguló. Todo ello «con intención de matarlo y sin darle posibilidad alguna de defenderse».

El agresor dejó al indigente mortalmente herido. Éste aún logró arrastrarse en el suelo hasta refugiarse debajo de una furgoneta que estaba aparcada en la calle. Sus lesiones eran mortales y nada pudo hacerse por salvarle la vida.

El acusado, Jorge Callejas, tenía antecedentes por un delito de lesiones por el que fue condenado en diciembre del año 2013.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios