Pedro Sánchez
Pedro Sánchez - REUTERS

«The New York Times» pide a Pedro Sánchez que deje gobernar a Rajoy

El diario argumenta que los socialistas tienen pocas opciones de mejorar sus resultados en otras elecciones y que ningún país puede mantenerse en «el limbo» mucho tiempo

Actualizado:

Los socialistas españoles (PSOE) deberían permitir la investidura de Mariano Rajoy para terminar con el bloqueo político que se vive en el país, según defiende este jueves el diario estadounidense «The New York Times».

El periódico, en un editorial, considera que el PSOE tiene pocas opciones de mejorar sus resultados en unas nuevas elecciones en diciembre y subraya que un Gobierno en minoría del Partido Popular (PP) ofrecería a los socialistas una considerable influencia en cualquier ley o reforma que se impulse.

Por ello, defiende que deberían abstenerse en la segunda votación que se celebrará este viernes en el Congreso de los Diputados y dejar que Rajoy sea presidente.

«Abstenerse no será fácil para el líder socialista, Pedro Sánchez. La alternativa, sin embargo, son cuatro meses más de Gobierno en funciones, lo que supone que no haya presupuestos, ni nuevos ministros, ni probablemente nueva legislación», señala el diario en un texto publicado hoy en su versión digital y que mañana aparecerá en las páginas de su edición internacional.

Según el diario, «un Gobierno complicado es mejor» que una ausencia de Gobierno y «ningún país puede mantenerse en el limbo político por mucho tiempo sin riesgos».

El periódico recuerda que entre otros desafíos Madrid debe gestionar los deseos soberanistas en Cataluña y considera que hay demasiada confusión en la Unión Europea como para que España se mantenga al margen.

«El bloqueo político en España fue creado por votantes que demandan un mejor y más honesto gobierno», apunta el diario.

«Tanto el señor Rajoy (si tiene la oportunidad de formar un verdadero Gobierno) como el señor Sánchez (si lo permite), en tanto que líderes de los dos partidos más afectados por la insatisfacción de los votantes, deben entender que la salida a la parálisis pasa por demostrar que han oído el mensaje», añade.