Junqueras es el político más valorado según el sondeo catalñan
Junqueras es el político más valorado según el sondeo catalñan - Efe

Cs volvería a ganar en Cataluña, pero crece el secesionismo

Un sondeo confirma la fractura y la percepción de que la crisis política crece

BarcelonaActualizado:

Una repetición de las elecciones en Cataluña llevaría de nuevo a un escenario político de fractura casi simétrica entre partidos partidarios y detractores de la independencia, con un pequeño avance de los primeros. Según el último barómetro del Centro de Estudios de Opinión (CEO) de la Generalitat –realizado entre el 7 y 27 de abril pasados–, Ciudadanos volvería a ganar los comicios en Cataluña, aunque con un leve retroceso, pasando de los 36 escaños actuales a una horquilla de entre 33 y 34.

Por su parte, el bloque independentista vería ampliada su mayoría en la cámara, pasando de los 70 diputados con que cuentan ahora a entre 70 y 75. El avance independentista, no obstante, implicaría una redistribución de escaños entre los grupos. La CUP sería el grupo más beneficiado, pasando de 4 a 11 actas. Por contra, Junts per Cataluña pasaría de 34 a 30-32, y ERCde 32 a 29-32. En paralelo, el PSC caería de 17 a 13-15 escaños, los Comunes avanzarían de 8 a 11, mientras que el PP se quedaría con sus actuales 4 o perdería uno.

El presidente del CEO, Jordi Argelaguet, apuntó que la encuesta confirma una consolidación de los dos bloques políticos principales en Cataluña, y atribuyó el ligero avance del independentismo a la inyección de «autoestima» que supuso para ellos la detención del expresidente Carles Puigdemont en Alemania y su posterior puesta en libertad con cargos.

Este «momento político» explicaría también la consolidación del bloque de quienes quieren que Cataluña «se convierta en un estado independiente». Estos alcanzan el 48% (siete décimas menos que en octubre), aunque eso representa siete puntos más que en junio, a pocos meses del referéndum del 1-0. En ese momento, los detractores de la secesión superaban a los favorables en más de ocho puntos. Ahora, por contra, los partidarios de la independencia están por delante: el 48% antes apuntado frente al 43,7% de contrarios.

El sondeo muestra que la relación entre Cataluña y España sigue siendo percibido como el problema más importante, aunque con una clara tendencia a la baja: del 39,7 al 31,6%. Por contra, se dispara el porcentaje de quienes consideran que la situación política en Cataluña es «mala» o «muy mala», que pasan del 67,5% del barómetros de octubre al 82,8% del actual.

En este contexto, el barómetro constata la percepción de que la ciudadanía cree que la crisis política puede haber tocado fondo. Así, un 70,9% cree que la situación ha empeorado respecto a hace un año. Por contra, quienes creen que la situación política mejorará son un 42,3% frente a los que consideran que empeorará, un 19,6%.

En cuanto a la valoración de líderes, el exvicepresidente y líder de ERC, Oriol Junqueras, es el más puntuado (6,18 sobre 10); el expresidente Carles Puigdemont aprueba (5,3) y el dirigente del PP catalán, Xavier García Albiol, es el peor valorado (1,45). Xavier Domènech obtiene un 4,95, Miquel Iceta un 3,49 e Inés Arrimadas un 2,60.