España

Quevedo: «Media España me presionó para que votara a Rajoy»

El diputado de Nueva Canarias achaca a Iglesias una «enfermedad común a izquierdas y derechas, el centralismo»

Pedro Quevedo, diputado de Nueva Canarias
Pedro Quevedo, diputado de Nueva Canarias - EFE
EFE Las Palmas De Gran Canaria - Actualizado: Guardado en: España

El parlamentario de Nueva Canarias Pedro Quevedo asegura que, desde que alguien le colgó la etiqueta del «diputado 176», recibió «presiones de media España» para que facilitara con su voto la investidura de Mariano Rajoy, «como si el destino del mundo mundial dependiera de ello».

Uno de los protagonistas de la primera parte de la legislatura, confiesa en una entrevista con Efe que sospecha que incluso en el PSOE -partido en cuyas listas concurrió a las elecciones generales- hubo quien pensó que sería más cómodo que Rajoy regresara al Gobierno con su voto que con la abstención de diputados socialistas, como luego ocurrió, «pero nadie se atrevió siquiera a insinuarlo».

Pedro Quevedo sabe que su voto a favor de los presupuestos del Estado de 2017 y su abstención ante el techo de gasto de 2018 han molestado a una parte del PSOE, pero defiende que él no ha vulnerado en ningún momento el acuerdo firmado por NC con los socialistas.

El diputado nacionalista subraya que votó a favor de la investidura fallida de Pedro Sánchez y luego se opuso a la de Rajoy, por lo que «nadie podrá decir» que Nueva Canarias impidió «el cambio político en España», una cuenta que él sugiere pasar a Podemos.

Quevedo no cree que Podemos se haya arrepentido de no haber votado a Pedro Sánchez, «porque querían impedir a toda costa que hubiera un presidente socialista», ya que, desde su punto de vista, la estrategia del partido de Pablo Iglesias era clara: forzar unas nuevas elecciones, ganar al PSOE y convertirse «en cabeza de ratón».

Pero ocurrió lo contrario, recuerda, y ahora no se ve posibilidad de formar un gobierno alternativo. «Hay un antecedente reciente: la moción de censura. Si en esa moción el señor Iglesias pudo sumar algún apoyo, la verdad es que los perdió todos», argumenta Quevedo.

El diputado canario no oculta tampoco su enojo con Pablo Iglesias, con el que no ha llegado a tratar personalmente, pero al que reprocha que se haya atrevido a «darle instrucciones» sobre lo que tenía que votar o no y, además, «ningunee» a Nueva Canarias, refiriéndose a él siempre como si fuera un diputado del PSOE.

«No se lo podemos tolerar. A quien se comporta así en Canarias le llamamos con una palabra de dos sílabas que lo explica perfecto y que voy a evitar repetir», dice, en alusión al despectivo «godo».

Pedro Quevedo piensa que la dirección de Podemos peca de una «enfermedad que es común a izquierdas y derechas, el centralismo», y que, en realidad, sus ataques no están dirigidos a Nueva Canarias: «El señor Iglesias trabaja en la clave de tensionar al PSOE. Y han decidido que la mejor manera de darle patatas al PSOE es hacerlo en el trasero de este diputado que le habla».

Toda la actualidad en portada

comentarios