Carles Puigdemont estrecha la mano a su sucesor Quim Torra, en Berlín (Alemania) el martes 15 de mayo
Carles Puigdemont estrecha la mano a su sucesor Quim Torra, en Berlín (Alemania) el martes 15 de mayo - EFE

El PDECat se frota las manos por la decisión belga: «Deja en evidencia toda la instrucción»

Ferrán Bel, portavoz económico en el Congreso, considera un «escándalo» que pueda modificarse el delito de rebelión por la crisis catalana

MadridActualizado:

Fiesta y regocijo en el cuartel general del PDECat tras conocer la decisión de la Justicia belga de no entregar a España a los exconsejeros catalanes fugados Tomi Comín, Meritxell Serret y Lluís Puig. El portavoz económico del partido en el Congreso de los Diputados, Ferrán Bel, se ha frotado las manos ante el revés recibido por el Estado español, advirtiendo que «deja en evidencia toda la instrucción que se ha estado haciendo aquí por parte del Tribunal Supremo». «Es una semana de buenas noticias, nos congratulamos», ha querido señalar durante su intervención en la Comisisón de Presupuestos.

A la entrada de ese órgano, Bel ha hecho hincapié en que la decisión belga «estaba dentro de los pronósticos», recordando que su grupo ya lo avanzó la semana pasada y con la misma vehemencia ha pronosticado que si Escocia, Alemania y Suiza siguen el mismo camino que Bélgica, el Estado español tendrá que replantearse «algo» de forma muy seria.

Pero esta revisión no tendrá que ser, a su juicio, la desactualización que tiene la redacción del tipo de rebelión en el Código Penal español. Es más, Bel ha considerado que sería un «escándalo» que la propuesta del PSOE de actualizar el tipo penal de rebelión obedezca a la crisis catalana. Y ha advertido al líder socialista, Pedro Sánchez, que si su motivación es adaptarlo al siglo XXI «llega 19 años tarde».

En cuanto al establecimiento de un canal de diálogo entre el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el nuevo presidente de la Generalitat, Quim Torra, lo ha considerado «imprescindible». «Lo ha sido siempre, siempre hemos mantenido la puerta abierta al diálogo pese a las dicrepancias más absolutas. Quién renuncia al diálogo renuncia a la solución. Es evidente que es posible, es necesario y estoy convencido de que se va a producir», ha señalado Bel.

En esta línea, se ha mostrado convencido del levantamiento inminente, esta semana, de la aplicación del artículo 155 en Cataluña pese a la exigencia del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, de que se mantenga. «No tenemos ninguna duda de que se va a dejar de aplicar, como también se debería dejar de aplicar obviamente la intervención financiera de la Generalitat», ha subrayado.

Asimismo, Bel ha incidido en que «no se ha producido ningún hecho que se considere ilegal» y que el citado precepto constitucional se aprobó de manera condicionada hasta que hubiese un nuevo gobierno en la Generalitat y sin «las condiciones ultraradicales como las del señor Rivera que únicamente intenta sacar rédito de una situación». El político del PDECat ha considerado que al líder naranja «ni le importa Cataluña ni el Estado español. Solo le importa acceder al poder».