Podemos

Errejón descarta suceder a Iglesias: «Me gusta mi labor»

El secretario general insiste en proclamar que su número dos no le disputará el puesto

Íñigo Errejón, secretario político de Podemos - EFE
S.E. - abcespana Madrid - Actualizado: Guardado en:

El secretario Político de Podemos y portavoz en el Congreso, Íñigo Errejón, quiere dejar a un lado el debate abierto sobre el liderazgo del partido, pese a que se va acercando el congreso de refundación, lo que se conoce como «Vistalegre II», y Pablo Iglesias insiste en que hay «dos formas de ser» dentro de la formación.

«Me gusta mucho mi labor y de lo que nosotros tenemos que discutir es de cómo construimos una herramienta política que tenga capacidad de representar la alternativa al modelo de país injusto del PP», dijo ayer en el Congreso el «número dos» de Podemos al ser preguntado sobre la posibilidad de que dispute el liderazgo del partido.

Así, Errejón dio a entender que no, pero evitó pronunciar las palabras literales que en cambio sí pronunció por él el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, apenas horas antes. En una entrevista en Telecinco, Iglesias aseguraba que Errejón le había dicho que no se presentará a la Asamblea Ciudadana de 2017. «Pero si cambiara de opinión y decidiera hacerlo me parecería bien», añadió.

Poco después Errejón, preguntado sobre si esas palabras eran ciertas, se limitó a asegurar que está «muy orgulloso» de las labores que desarrolla en la formación como secretario Político y portavoz parlamentario y que el debate debería ser otro, sobre el futuro del partido.

«Dos estilos»

No fueron las únicas declaraciones de Iglesias ayer, que llegó a decir abiertamente que en Podemos hay «dos estilos y dos formas de ser», pero que «enriquecen» al partido y que no es incompatible con «el cariño y la fraternidad».

Unas palabras que no solo se referían a su número dos. El mismo secretario de Organización, Pablo Echenique, aclaró este punto: «Hay que ver diferentes maneras de entender la comunicación política que, de hecho, no sólo se dan entre Pablo e Íñigo, sino entre más portavoces y personas relevantes de Podemos».

Dentro de esos «dos estilos» se encuentra la pugna por el control de Podemos en la Comunidad de Madrid, decisiva para el reparto de fuerzas en la formación de cara a la Asamblea Ciudadana de 2017. Las primarias finalizarán el 9 de noviembre, pero Iglesias ha ido dando pasos para conseguir el apoyo de la familia anticapitalista.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios