España

Detenida en París la grapo Manuela Ontanilla

Está acusada de participar en la campaña de extorsiones a empresarios llevada a cabo en España en el año 1998

La miembro del Grapo Manuela Ontanilla Galán
La miembro del Grapo Manuela Ontanilla Galán - AFP
AGENCIAS Madrid - Actualizado: Guardado en:

Agentes de la Dirección General de Seguridad francesa, en colaboración con la Guardia Civil, han detenido en París a la miembro del Grapo Manuela Ontanilla Galán, según han informado a Efe fuentes de la lucha antiterrorista.

Ontanilla Galán ha sido detenida por su presunta participación en la campaña de extorsiones a empresarios que esta organización terrorista llevo a cabo en 1998 en España.

La detenida ha sido acusada por la Justicia española de estar relacionada con el secuestro del empresario soriano Publio Cordón en 1995, quien falleció en cautiverio días después y cuyo cuerpo aún no ha sido encontrado.

Los Grapo, Grupos de Resistencia Antifascista Primero de Octubre, son una organización terrorista surgida en 1975 como brazo armado del Partido Comunista de España-Reconstituido (PCE-r) que procedía de la Organización de Marxistas Leninistas Españoles (OMLE).

En un auto, el juez Bermúdez justificó la puesta en libertad de Ontanilla por entender que no existía riesgo de fuga, para lo que aludía a su edad y al hecho de que Tejeilo —su compañero sentimental— fuese a permanecer encarcelado.

La Guardia Civil mostró su malestar y decepción por esta decisión del magistrado, que impuso comparecencias diarias en los juzgados más cercanos a su domicilio y la prohibición de abandonar el territorio español.

La detención realizada por la Guardia Civil en aquel momento se produjo en el marco de la «operación Domus» que, según comentó entonces el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, había permitido «esclarecer por completo» el secuestro de Publio Cordón.

El empresario fue, según los investigadores, encerrado en un «armario zulo cerrado con una cadena» de la segunda planta de una casa aislada en el extrarradio de Lyon, alquilada con documentación falsa por alguno de los detenidos.

En sus 30 años de actividad asesinó a 88 personas y perpetró secuestros de gran repercusión, además de numerosos atracos.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios