España

Álvarez Cascos califica en ABC de «inverosímiles» las acusaciones de amaño desde los ministerios

Francisco Correa asegura que Fomento y Medio Ambiente adjudicaron contratos a la trama Gürtel por la presión de Bárcenas

Álvarez Cascos, en una imgen de 2013
Álvarez Cascos, en una imgen de 2013 - EFE

En la segunda sesión de su declaración, Francisco Correa nombró dos de los «diversos» ministerios con los que Bárcenas gestionaba contratos de obra pública a cambio de comisiones del 2% o 3% según confesó el jueves, el día en el que reconoció por primera vez parte de las graves acusaciones que pesan contra él. En la época de José María Aznar, a la que Correa ciñó las actividades de la red corrupta, el ministro de Medio Ambiente fue Jaume Matas y el de Fomento Francisco Álvarez Cascos.

El exsecretario general del PP tendrá que responder a las preguntas de las acusaciones y defensas como testigo, obligado por la ley a decir la verdad. El tribunal aceptó la comparecencia de Álvarez Cascos precisamente por una conversación entre Bárcenas y Correa, que consta en el sumario, sobre esa supuesta desviación de fondos desde Fomento.

El exministro calificó ayer, en declaraciones a ABC, de «inverosímiles por imposibles» estas acusaciones de amaño de contratos. Álvarez Cascos argumentó que los ministros «no son órganos de contratación» y que los concursos públicos de los ministerios son resueltos por mesas de «funcionarios de la dirección general correspondiente, de la Intervención del Estado y de la Abogacía del Estado». También señaló a ABC que el sistema de adjudicación es «público y transparente» y que en su época se convirtió en «automático» para eliminar la discrecionalidad, como reconoció el Tribunal de Cuentas.

En otro momento del interrogatorio del viernes, además, Correa negó por activa y por pasiva que las siglas «PAC», anotadas en sus apuntes sobre el reparto de beneficios por las campañas electorales del PP, se correspondan con Francisco Álvarez Cascos. «No es Paco Cascos», repitió ante las sutiles preguntas de la fiscal Concepción Sabadell, quien no se atrevió a citarle.

El antiguo secretario general del partido está indignado con la representante del Ministerio Público, según ha podido saber ABC, por resucitar una cuestión que ya resolvieron los implicados y la propia Unidad Central de Delincuenca Económica y Fiscal (UDEF), que atribuyó esas siglas al propio Francisco Correa en un informe.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios