ELECCIONES EN GALICIA 2016 El PPdeG se reivindica en Lugo como «el único centro político real»

Cristina Cifuentes arropa al aspirante gallego advirtiendo sobre los riesgos de dar el apoyo a Ciudadanos

Alberto Núñez Feijóo, presidente del PPdeG, durante el mitin celebrado en Lugo este martes
Alberto Núñez Feijóo, presidente del PPdeG, durante el mitin celebrado en Lugo este martes - EFE
DARÍO DOMÍNGUEZ Lugo/vigo - Actualizado: Guardado en:

Nueva jornada interminable para el líder del PP gallego. Alberto Núñez Feijóo afrontó este martes una maratón circular. Comenzó por la mañana en Santiago con un desayuno, presentó un acto sectorial en Vigo, y terminó bien entrada la noche de nuevo en la capital. Entre medias, el mitin central del día se celebró en la ciudad de Lugo. Dentro de la ronda de líderes de fuera de Galicia que quisieron acompañar al presidente, era el turno de la máxima mandataria de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, otra de las baronesas con las que mejor sintonía mantiene.

Cifuentes recordó su ascendencia gallega, y más tarde Feijóo ironizó con la misma. «Es de aquí por parte de padre y de madre, lo que pasa es que nosotros mandamos siempre a alguno a Madrid. Ahora tenemos allí a la presidenta de la Comunidad y al del Gobierno, que no está mal», bromeó. Presentada por la presidenta provincial, Elena Candia, como «un ejemplo para muchas mujeres que forman parte del PP», la madrileña animó a un auditorio abarrotado, y apeló al «orgullo» que deben sentir por ser del PPdeG, «el mejor PP de toda España».

La presidenta no dejó escapar la oportunidad de leer la cita del domingo en clave nacional, e invitó a los presentes a votar «porque no solo decidirán la Galicia de los próximos años, sino que contribuirán al desbloqueo mandándole un mensaje al señor que solo sabe decir que no», en referencia al socialista Pedro Sánchez.

Pero Cifuentes también bajó a la arena autonómica. Cargó contra el aspirante del PSdeG, Xoaquín Fernández Leiceaga, preguntando al respetable si lo conocían porque «lleva poco tiempo. Tuvieron que cambiar al otro que tenían porque le salieron algunas imputaciones». Del mismo modo, apuntó que hasta hace poco tiempo tampoco se sabía cómo gobernarían las Mareas ni Podemos, «pero ya vamos sabiendo quién son». Así, tomó el ejemplo de la ciudad de Madrid para reprochar que «paralizan los proyectos de inversión, cada día tienen las calles más sucias y gestionan peor los servicios públicos».

Tampoco hubo clemencia con sus socios de Gobierno en Madrid. De Ciudadanos, Cifuentes subrayó que «el único centro político real lo representa el PP, y quien crea en él debe votar a Alberto Núñez Feijóo». De su homólogo gallego destacó que es el único de los candidatos «con un programa de Gobierno y con el aval de la experiencia», y arengó a las masas felicitándolo por estar respaldado por «la mejor militancia».

Una Comunidad viable

Y de su aval también habló Feijóo. El presidente recordó la dureza con la que la crisis azotó a Galicia, pero que cierra su segundo mandato «con el deber cumplido». «Galicia es una Comunidad viable, que deja todas sus facturas pagadas y la deuda controlada», subrayó. De hecho, lanzó un severo reproche a sus homólogos «que por la mañana dicen que quieren ser una nación, pero por la tarde tienen que ir a pedirle dinero a Cristóbal Montoro», en clara alusión a Cataluña. El presidente de la Xunta incluso se permitió ironizar con Cifuentes y sugerirle: «Si podemos hacerlo así, es para pensárselo un poco».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios