Economía

Desconexión digital en verano, un reto difícil de abordar

Los españoles no reducen el uso de las aplicaciones móviles relacionadas con el trabajo durante los meses de julio y agosto

Desconexión digital en verano, un reto difícil de abordar
DOLORES GÓMEZ Madrid - Actualizado: Guardado en: Economía

Durante los meses de verano la mayoría de los trabajadores disfrutan de unos días de descanso y deberían estar acompañados de la desconexión de las rutinas de trabajo, los jefes y las tareas propias de la oficina. Sin embargo, debido a las nuevas tecnologías esta desconexión es cada vez más complicada. El correo está en el móvil y el movil en el bolsillo.

Este derecho a la desconexión digital ya se lleva discutiendo un tiempo. En Francia se reconoció este derecho por ley desde el desde el 1 de enero de este año y Axa Seguros, junto con Comisiones Obreras, firmaron el 20 de julio el primer convenio que reconocía como derecho de los trabajadores la desconexión digital. Es decir, no contestar correos ni llamadas de trabajo fuera de la jornada laboral.

En verano este tema se replica multiplicado. Los españoles no reducen el uso de las aplicaciones móviles realcionadas con el trabajo que mantienen el mismo tiempo de media que durante el resto del año según los datos proporcionados por Smarme Analitics.

El uso global de los teléfonos móviles sí se reduce durante los meses de julio y agosto según los datos de las encuestas. Ha caído en un 7% en lo que va de verano. Sobretodo por la disminución del uso de aplicaciones relacionadas con el ocio y la información que se limitan en un 13% durante el verano. Paradójicamente, las aplicaciones de juegos se dejan de usar más en verano que los correos electrónicos. Durante el verano se dedican 1 y 59 minutos de media al uso de un los smartphones, mientras que durante el resto del año la media es de 2 horas y 8 minutos.

La mensajería instantánea proporcionada por aplicaciones como Whatsapp tampoco disminuye su tiempo medio de uso. Estas están relacionadas en cierta medida con el trabajo pero no tanto como el correo electrónico. Durante el verano se dedica de media 25 minutos diarios a estas aplicaciones, una medida prácticamente idéntica a la del resto del año según los datos de Smarme Analitics.

Toda la actualidad en portada

comentarios