Tren de Talgo
Tren de Talgo - ARCHIVO

El beneficio de Talgo cae un 73% en el primer trimestre, hasta los 4,2 millones

El grupo ha explicado que estos resultados reflejan «un avanzado grado de ejecución de los proyectos en marcha, de acuerdo con las expectativas de la compañía»

MadridActualizado:

El beneficio de Talgo cayó un 73,4% durante el primer trimestre, hasta los 4,2 millones de euros, lo que según el grupo «refleja la etapa actual de fabricación de los principales contratos de ejecución». Este condicionante también provocó que los ingresos cayeran un 30% respecto al primer trimestre de 2017, hasta los 85 millones de euros.

El grupo ha explicado, en un documento remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), que estos resultados reflejan «un avanzado grado de ejecución de los proyectos en marcha, de acuerdo con las expectativas de la compañía». Lo cierto es que la disposición de avales financieros relativos a los proyectos en ejecución elevaron el gasto de la empresa en el primer trimestre y, en concecuencia, lastrado su beneficio entre enero y marzo.

Pese a ello, el fabricante destaca que su intención es «incrementar sus ingresos a finales de año», a medida que comience la actividad industrial relativa a la fabricación de 30 trenes de Alta Velocidad Avril encargados por Renfe. Un macroconcurso que se adjudicó a la compañía española a finales de 2016.

Talgo, que registró un Ebitda de 15,8 millones de euros, un 43% menos, dispone de una cartera de pedidos de 2.702 millones de euros, esto es, 7,8 veces los ingresos acumulados de los últimos 12 meses a cierre del trimestre. Esta cuantía no tiene en cuenta proyectos adjudicados pero pendientes de firma.

El fabricante ha señalado igualmente que está estudiando y participando activamente en oportunidades de negocio en Europa, Asia, Oriente Medio y Norte de África, por valor de 8,6 mil millones de euros. Las oportunidades identificadas, según Talgo, están lideradas por los potenciales proyectos de fabricación y mantenimiento de alta velocidad (53%), seguido del segmento de cercanías y regionales (24%), coches de pasajeros (17%) y otros (6%). Para final de año, la compañía espera obtener un Ebitda del 20%.