Economía

El Banco Popular se reajusta en Portugal y cierra 47 oficinas

Tal y como adelantó ABC, 13 años después de penetrar en el mercado luso, la entidad española despide a 295 empleados al otro lado de la frontera

Oficina de Banco Popular en Madrid
Oficina de Banco Popular en Madrid - REUTERS
FRANCISCO CHACÓN Corresponsal En Lisboa - Actualizado: Guardado en:

El ajuste del Banco Popular se extiende a Portugal, tal y como adelantó ABC. No sólo se ha embarcado en una reestructuración que, en realidad, se esperaba desde que se hizo cargo del Pastor y el Banco de Andalucía, sino que su búsqueda de rentabilidad cruza la frontera para eliminar costes.

Son 47 las oficinas que desaparecerán en el país vecino, lo que supondrá la pérdida de 295 empleos, de acuerdo con la notificación de la entidad a la Comisión del Mercado de Valores Mobiliarios.

El recorte se suma al ya anunciado en España, que asciende a 300 sucursales y casi 2.600 trabajadores. Por tanto, se trata de una vuelta de tuerca para taponar los riesgos del sector hoy, además de invocar el ahorro de una cantidad que ronda los 200 millones de euros.

Los planes en absoluto se demorarán, pues el esquema de trabajo prevé que la medida termine de aplicarse a final de año. Y todo para que cuadren las cuentas, con vistas a que el presente ejercicio arroje un frenazo de 150 millones de euros, como mínimo, en un momento en el que sobrevuelan perspectivas de cambio y no se descartan nuevas fusiones.

La mejora de la competitividad es una premisa fundamental para un banco de este tamaño. Mucho más cuando Bankinter desembarcó también en Portugal y Caixabank ultima los detalles para cerrar su opa sobre BPI.

13 años después de atravesar el umbral portugués, la estrategia del Popular pasa por encoger un 25% su cuota de mercado luso, pues hasta ahora disponía de 165 oficinas, donde trabajan alrededor de 1.100 trabajadores.

La aparente marcha atrás no lo es en la práctica, especialmente si tenemos en cuenta que el Banco de España ha incluido a la entidad presidida por Ángel Ron entre las firmas que necesitan más capital para garantizar su liquidez y no llevarse malas sorpresas ante la volatilidad de los tiempos.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios