Economía

El Banco Mundial y el FMI advierten de la debilidad fiscal de Argentina y Brasil

Los organismos internacionales señalan una posición débil de los países iberoamericanos de cara a un periodo de inestabilidad económica

Christine Lagarde, directora del FMI
Christine Lagarde, directora del FMI - AFP
EFE - @abceconomia Madrid - Actualizado: Guardado en:

Latinoamérica cuenta con una posición fiscal «débil» y «menor margen de maniobra», especialmente en Brasil y Argentina, para hacer frente al actual contexto de recesión económica, advirtieron hoy los economistas jefe para la región del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM).

«Todas las economías de la región están en una posición fiscal más débil de lo que debieran», afirmó Alejandro Werner, director del Hemisferio Occidental del FMI en un panel sobre las perspectivas económicas en la conferencia anual del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), que se celebra en Washington.

Para Werner, esta situación genera riesgos notables después de que «la clase política latinoamericana se haya acostumbrado a gobernar en tiempos de abundancia» en la década pasada y de que el «boom» de las materias primas impulsado por la expansión de China haya remitido.

Durante el reciente periodo de precios altos, explicó Werner, los gobiernos no se preocuparon demasiado por la eficiencia del gasto, por lo que es «clave» revisar esos niveles de eficiencia en el nuevo ciclo y aplicar reformas estructurales.

El Fondo pronosticó en julio que Iberoamérica cerrará en recesión 2016, por segundo año consecutivo, con un decrecimiento del 0,4%.

En el mismo sentido se expresó el economista jefe del Banco Mundial, Augusto de la Torre, quien remarcó que el "margen de maniobra es mucho más estrecho" en el ámbito fiscal, aunque no todos los países se encuentran en la misma posición.

Citó los casos de Argentina, que está apostando por «un ajuste gradual», y el de Brasil, cuyo crecimiento «no será sólido sin un ajuste importante», que se encuentran ambos en una situación más complicada; mientras que Chile, Perú o Colombia tienen algo más de margen.

"La pregunta es cómo nos inventamos el camino para un crecimiento orientado a los mercados internacionales en un momento donde estos no están ayudando y las tendencias globales están en contra de la apertura", agregó De la Torre.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios