El FMI destaca que las entidades han fortalecido su rentabilidad al reorientar su modelo de negocio
El FMI destaca que las entidades han fortalecido su rentabilidad al reorientar su modelo de negocio - AFP

El FMI alerta de riesgos financieros por el prolongado estímulo monetario

El organismo internacional alerta de que un tercio de la banca mundial generará rentabilidades «insostenibles»

Actualizado:

El Fondo Moneterio Internacional (FMI) advierte de que la política monetaria expansiva está provocando aumentos del valor de los activos financieros y del nivel de apalancamiento. El organismo internacional considera que «los riesgos para la estabilidad financiera se están trasladando del sistema bancario hacia los sectores de mercado y no bancarios del sistema financiero». Por ello, cree que «las políticas monetarias deberán ir normalizándose, pero manteniendo un delicado equilibrio».

«Aunque las aguas parecen calmadas, se están creando vulnerabilidades bajo la superficie que si no se atienden pueden descarrilar la recuperación global», dijo Tobias Adrian, director del Departamento de Asuntos Monetarios del Fondo, al presentar el informe de estabilidad financiera global.

Por ello, alertó a los bancos centrales de que «una normalización monetaria demasiado rápida puede provocar turbulencias no deseadas en los mercados y dar marcha atrás al progreso realizado hacia los objetivos de inflación».

«Los principales retos que enfrentan las autoridades económicas radican en poder contener la acumulación de vulnerabilidades financieras mientras la política monetaria continúe respaldando la reactivación de la economía mundial. De lo contrario, la carga del endeudamiento cada vez mayor y la valoración excesiva de los activos podrían minar la confianza del mercado en el futuro, con repercusiones que podrían hacer peligrar el crecimiento mundial», indica el informe.

Rentabilidades «insostenibles»

En esta línea, destaca que un tercio de los grandes bancos globales considerados de importancia sistémica, cuyos activos suman alrededor de 17 billones de dólares (14 billones de euros), continuará generando rentabilidades «insostenibles» en los próximos años, según ha advertido el FMI.

En el informe, el organismo internacional destaca los significativos avances de la mayoría de las 30 entidades que reciben la consideración de sistémicas y cuyos activos superan los 47 billones de dólares (casi 40 billones de euros), que en muchos casos han fortalecido su rentabilidad al reorientar su modelo de negocio, fortaleciendo sus balances en un contexto de endurecimiento de las normas y de la supervisión.

Sin embargo, el FMI advierte de que «es posible que alrededor de un tercio del total de bancos de importancia sistémica mundial continúen generando rentabilidades insostenibles, incluso en 2019».

Aunque las aguas parecen calmadas, se están creando vulnerabilidades bajo la superficie Tobias Adrian (FMI)

El análisis del FMI señala los bajos niveles de rentabilidad que en 2019 podrían registrar bancos como los japoneses Mitsubishi UFJ Financial Group (MUFG), Mizuho Financial Group (MFG), Sumitomo MitsuiFinancial Group (SMFG), así como los europeos Deutsche Bank, Groupe BPCE, Unicredit Group, Barclays, Standard Chartered y el estadounidense Citigroup.

En este sentido, la institución señala que las grandes entidades estadounidenses registran de media una rentabilidad superior al 8% del coste de capital, mientras que en el caso de los bancos europeos los datos de 2016 son más diversos, observándose entidades con bajos rendimientos, en parte por sus menores progresos a la hora de abordar problemas del pasado.

«Dado que los problemas en tan solo un banco de importancia sistémica mundial podrían generar tensiones en todo el sistema, las medidas de supervisión deben seguir centrándose en los riesgos de los modelos de negocio y en la rentabilidad sostenible», recomienda el FMI.