Pedro Sardina - Virando por estribor

Protejamos el equipo olímpico Pedro Sardina

La Federación debería volver a instaurar aquella "regla" de no dejar a los regatistas filtear con el crucero

Da mucha pena que la Real Federación Española de Vela no siga la misma política que instauró cuando Arturo Delgado dejó de ser presidente: no dejar a los regatistas del equipo olímpico campar a sus anchas. Digo esto porque la historia demuestra que la vela olímpica es totalmente incompatible con la vela oceánica y con la vela, llamémosla de espectáculo.

«La Federación se desentiende de sus deportistas y les deja navegar a sus anchas. Jordi Xammar y Diego Botín son un ejemplo claro»Pedro Sardina
España acudió a los Juegos de Río con un equipo esperanzador, y aunque no se consiguieron medallas, la cosa pintaba muy bien. Habíamos logrado los mimbres para intentar el asalto a los Juegos de Tokio, con medallas seguras en 470 masculino y femenino, 49 FX y 49er. Pero la Federación se desentiende de sus deportistas y les deja navegar a sus anchas. Por ejemplo, Jordi Xammar, nuestro futuro inmediato y nuestra ilusión olímpica se está distrayendo (lo llamaré así de momento) con esa chorrada de participar el la Joven Copa América. A las pruebas me remito, cuando el catalán renunció a participar en la Final de la World Sailing de Santander y ha sido incapaz, siquiera, de clasificarse para la «medal race» del Mundial de 470. Xammar, que siempre está entre los diez primeros y, además, ganando regatas, en Grecia ha obtenido unos muy pobres resultados (UDF/3/7/5/18/5/12/20/ 18/23/11) logrando el decimoquinto puesto a más de ochenta puntos del ganador. Este no es el Xammar que en el Mundial de Santander enarbolaba la bandera española después de ganar la «medal race». ¿Youth America’s Cup? No merece la pena, de verdad. Lo mismo pasa si hablamos de Diego Botín, que hizo el esfuerzo de estar en la final de la World Sailing de Santander, pero con la cabeza desviada al catamarán «volador». Del Mundial de 49er, ni hablamos.

No quiero ni pensar como va a volver nuestra campeona olímpica Tamara Echegoyen, que hasta ahora no se ha subido a su FX nada más que para hacer el Reto de las Campeonas Movistar, cuando vuelva de la Volvo Ocean Race, en la que va a participar como tripulante del «Mapfre».

Estos experimentos ya los hemos sufrido con varios grandes regatistas, que podrían haber batido todos los récords de Ben Ainslie o de Torben Grael en la vela olímpica y se han quedado en eso, mercenarios bien pagados de la vela de crucero.

La Federación debería tomar cartas en el asunto desde ya mismo y proteger al magnífico equipo olímpico que tenemos en la actualidad.

Toda la actualidad en portada

comentarios