RUGBY

El Ciencias debuta en la División de Honor con derrota ante El Salvador (22-31)

El partido, correspondiente a la cuarta jornada, ha tenido lugar en el Estadio de la Cartuja de Sevilla

Momento del partido en el Estadio de La Cartuja
Momento del partido en el Estadio de La Cartuja - J.M. SERRANO
ABC - abcdesevilla Sevilla - Actualizado: Guardado en:

El Ciencias Fundación Cajasol estuvo a la altura de la cita histórica que este domingo se vivía en el Estadio Olímpico de La Cartuja, el primer estadio de cinco estrellas que acogía un partido de rugby de competición nacional. El quince sevillano, recién ascendido, se medía en partido adelantado de la cuarta jornada al SilverStorm El Salvador, una plantilla profesional que defiende los títulos de Liga y Copa logrados el curso pasado. El cartel no podía ser más prometedor para la apertura de la División de Honor y el encuentro cumplió las expectativas.

Los vallisoletanos se ciñeron a los movimientos básicos del rugby para doblegar a una fantástica defensa científica. Desde el principio, el equipo visitante monopolizó el balón, de modo a que los locales les tocó defender toda la mañana y en ningún momento, pese al desgaste multiplicado por un calor abrasador, disminuyó la eficacia de sus placajes. Las cinco marcas del campeón partieron de acciones estáticas a cinco metros, dos melés y tres touches, porque en el juego abierto todas sus intentonas fueron abortadas por los muchachos vestidos de blanquiazul, que con su actitud encomiable enorgullecieron a las seis mil personas que atestaron uno de los graderíos del estadio.

En dos momentos, incluso, llegó a ponerse por delante el Ciencias. En la primera mitad, después de un robo de balón de Jason Laurich, que corrió raudo a posar entre palos. En la segunda, tras un contragolpe conducido con el pie por Carlos Doctor, que cedió el oval al mismo Jason para que posase su doblete. La tercera marca del Cajasol, casi sobre la hora, fue obra de Carlos Forte, muy poderoso para mejorar un mal pase de un compañero y darle a Rafa Rivero la oportunidad de sumar un punto «bonus» con la transformación, que por desgracia no entró. Se queda sin sumar el quince hispalense pero envía un mensaje rotundo a sus rivales directos: no será sencillo ganar aquí.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios