Real Madrid

La plantilla del Madrid, intocable, cierra filas con Zidane

El técnico blinda al equipo, sin altas ni bajas en el mercado de invierno, y sus pupilos responden: «Hay que ganar al PSG por el míster»

Actualizado:

La plantilla del Real Madrid apoya a Zinedine Zidane como no se ha defendido a un entrenador en la historia del club. Los futbolistas valoran infinitamente la apuesta que ha realizado el entrenador para no permitir ni un fichaje ni una sola baja entre el grupo que ha ganado los ocho títulos a su lado. Porque hasta los novatos Theo, Achraf, Llorente, Ceballos y Mayoral han conquistado ya tres trofeos, el Mundial de Clubes y las dos Supercopas, en cinco meses. El francés ha blindado al grupo, intocable, para consolidar la unión. Y la entidad ha aprobado su política.

Los jugadores ensalzan una postura de su jefe, nada fácil, que ha impedido el fichaje de Kepa. No quería que Kiko Casilla se marchara. Los profesionales destacan una posición firme del técnico para rechazar el centenar de ofertas que la entidad ha recibido en petición de Ceballos, Lucas, Kovacic, Llorente, Vallejo, Achraf y Mayoral. «Los quiero a todos conmigo».

El técnico tenía la pemisa de no romper la unidad: el plantel valora que no quiso que Kiko Casilla se fuera y que apoyara la continuidad de todo el grupo

Por supuesto, el Real Madrid podría haber decidido la contratación de Kepa o la cesión de alguno de estos futbolistas, porque su potestad es suprema y su planificación trasciende al entrenador, pues piensa a largo plazo. Pero los dirigentes han querido mantener el ideario de Zidane y no romper esa unidad conseguida y tan difícil de labrar. En verano se llevará a cabo una remodelación del plantel, ahora no.

Lo que ha exigido la dirección del Real Madrid a Zidane es que el cuerpo técnico, con Pintus al frente, recupere la forma de muchos de sus jugadores fundamentales. Los dirigentes no admitirán que esa comunión entre el técnico y sus pupilos se traduzca en debilidad ante los jugadores y en pérdida de la dureza en el trabajo físico, como sucedió con Ancelotti.

El PSG marcará el futuro de entrenador y plantel

No ha hecho falta ni advertirlo. Fueron los propios afectados los que hablaron con Pintus para adquirir la mejor puesta a punto cuanto antes. Su objetivo es devolver al responsable de la plantilla la confianza depositada. Las dieciséis lesiones sufridas han sido clasve en ese descenso físico general. Varane fue el último afectado por la plaga, en Valencia, víctima de un patadón de Gayá, aunque ayer se entreno ya con nomalidad. Veremos si puede jugar en el campo del Levante mañana.

En Mestalla presenciamos el primer resultado de la pretemporada extraordinaria iniciada con el grupo que para Marcelo, Modric, Kroos, Casemiro, Keylor y Cristiano comenzó ya a principios de año, exentos de la Copa. Los pupilos de Zidane se pusieron a trabajar, preocupados por su situación particular y por la de su inmediato superior. «Hay que dar la cara y ganar al PSG por el míster», señalaron los capitanes. Los futbolistas hablaron en el vestuario para dar el golpe en la Champions y mejorar su rendimiento en la Liga.

El reto es hacer efectivo su apoyo a Zidane, «que se ha llevado las críticas» de su crisis anterior. Entonaron el «mea culpa». El triunfo en Valencia fue el primer examen de la reacción. «Nadie cree en nosotros para ganar al PSG, mejor», dijo un líder. «Cuando menos confían en nosotros mejor rendimos». Esa misma frase la expuso Isco en una entrevista concedida a ABC.

«¡Va por Zidane!», dijo otro jugador importante. «Estaremos al cien por cien ante el PSG». Esa eliminatoria de la Copa de Europa marcará el devenir de muchos de ellos. Se juegan demasiado todos. Quieren responder al respaldo recibido por «Zizou», que también se juega su porvenir.