Real Madrid-BayernLo dijo Florentino: toca el Bayern, el clásico europeo

El año pasado, Cristiano anotó cinco goles en los dos duelos de cuartos de final y eliminó al conjunto bávaro, dirigido por Ancelotti

Actualizado:

El Real Madrid, con Ramos al frente, se enfrentará al en las semifinales de la Champions. El primer partido se jugará en Múnich y la vuelta en el Bernabéu.

El rival del conjunto español es un equipo clásico, rocoso, fuerte defensivamente y sobre todo eficiente en el contragolpe. Los dos están empatados en la Champions: once victorias para cada uno. Perdido con Ancelotti, el Bayern recuperó a Heynckes y hace un fútbol moderno de presión, robo y ataque rápido. Los blancos deberán mejorar su rendimiento para llegar a su tercera final consecutiva.

Lo predijo Florentino Pérez. Tocaría el Bayern, como casi siempre. Es el duelo más repetido de Europa, 24 partidos, con 11 victorias para cada uno. El año pasado, Cristiano eliminó a los alemanes con cinco goles en los dos encuentros, en cuartos de final

Lewandowski es su máxima figura, aunque a su lado brillan también Ribery, Robben, el exmadridista James, Javi Martínez y Arturo Vidal. El equipo tipo es el formado por Ulreich; Kimmich, Hummels, Boateng, Alaba; Javi Martínez; Robben, Muller, Vidal o James, Ribery; Lewandowski.

En cuartos de final, el Bayern eliminó al Sevilla. Su entrenador, Heynckes, no seguirá el próximo año. Será sustituido por Kovacs.

Se repite el clásico de Europa, el duelo más repetido: Bayern de Múnich-Real Madrid. Ambos equipos, dominadores históricos del continente, han protagonizado hasta 24 duelos desde que comenzarán las competiciones continentales en 1955. Y, siendo los equipos que más partidos europeos tienen a sus espaldas, mantienen una rivalidad longeva e intensa. El historial, además, está igualado con 11 victorias para cada uno y dos empates. El hombre que más veces ha vivido este clásico europeo es Raúl González Blanco con una docena de apariciones, mientras que el jugador que más goles ha marcado ha sido Cristiano Ronaldo con nueve dianas. Lejos de las cuatro que suma el máximo goleador bávaro frente a los blancos, Élber. Ya el año pasado, los alemanes se cruzaron en el camino del Real Madrid y, con prórroga incluida, cayeron eliminados en el Bernabéu con Ancelotti en la vuelta a la que fue su casa. Una eliminatoria que estuvo marcada por Cristiano Ronaldo que marcó cinco goles entre los dos partidos.

Sergio Ramos podrá jugar las semifinales de la Champions. El máximo organismo disciplinario del fútbol europeo no le abre expediente por estar en el túnel de vestuarios en el partido frente a la Juventus.

Hasta Stoichkov, adalid búlgaro del independentismo catalán (?) y antimadridista enfermizo, afirma que Benatia hizo penalti a Lucas. Del Piero, juventino, también lo refrendó y adujo que no entendía la reacción animal de Buffon. Oliver, el colegiado, afirma que tras ver la televisión confirma su decisión y lamenta no haber amonestado a Benatia. Se le olvidó en el jaleo

La UEFA considera que no pisó el césped, estuvo en las escaleras del césped, y después fue elogiado por Oliver, el árbitro inglés, por su ayuda esencial para frenar a los jugadores de la Juventus, que le encerraron en su vestuario arbitral.

La intrahistoria de la trifulca en los vestuarios del Bernabéu tras el polémico penalti fue una cruda realidad, como siempre, superó a la ficción. Pero hasta Stoichkov reconoce que Benatia hizo penalti a Lucas. Y Del Piero, juventino, así lo refrendó y dijo que no entendía el enfado animal de Buffon.

Buffon, Allegri, Nedved, Chiellini y Agnelli se comportaron de manera grosera con el árbitro, con insultos y amenazas muy graves. La Policía Nacional, con sus escudos, impidió la agresión. Ramos tuvo que intervenir y habló con Buffon para impedir un escándalo aún más grave

Si Michael Oliver ha puesto en el acta del 3-1 todo lo que sucedió y todo lo que le dijeron en la puerta de su vestuario arbitral en una actitud agresiva, amenazante y al borde de la violencia física, a la Juventus la suspenden durante un año de las competiciones europeas.

Si Oliver ha puesto en el acta la mitad de lo que le dijeron y amenazaron, a la Juventus la suspenden por un año de las competiciones europeas

Fue vergonzoso. Los profesionales del Real Madrid se quedaron anodadados ante la reacción visceral, animal, de los juventinos, desde el presidente, Agnelli, a Buffon.

Todos los jugadores del Real Madrid estuvieron diez minutos en el túnel de vestuarios atendiendo atónitos a la espectacular, grosera e inolvidable bronca que la Juventus montó contra el inglés, a quien le vino muy grande esta explosión latina de los visitantes. Insultos, amenazas, intento de abordaje. Todo muy desagradable.

En el vestuario blanco, después, todos estaban alucinados con la actuación violenta de los rivales. Mención lamentablemente especial a Buffon, Allegri, Nedved, Ciellini y el propio presidente. Insultos gravísimos y el árbitro protegido y acongojado. Fue protegido con los escudos por la Policía Nacional para que no entraran y no le pegaran. Incalificable.

Si no es por la Policia Nacional y por Sergio Ramos la situación habría llegado a mayores, a la agresión. El capitán madridista tuvo que ponerse serio y hablar con Buffon y Ciellini y mandarles para su vestuario.

En el otro vestuario, el blanco, todos se volcaron con Cristiano por la manera en que lanzó ese penalti. Se llevó los elogios y los abrazos más sentidos de todos. Estaba emocionado.