ChampionsEl PSG, un conjunto de estrellas y un ataque de miedo

Thiago Silva y Alves son los jefes de la defensa, Verratti dirige el fútbol y Draxler enlaza con el triunvirato letal: Mbappé, Cavani y Neymar

Actualizado:

Zidane lo presenció junto a su cuadro técnico en los Emiratos Árabes. El sorteo de los octavos de final de la Champions fue tenso. No había rivales fáciles. La clasificación de todos los clubes ingleses y la explosión del PSG presentaban un bombo preocupante. El Real Madrid, al clasificarse como segundo de su grupo, jugará además el partido de ida en el Santiago Bernabéu y el de vuela a domicilio. Cristiano, goleador de la competición desde hace ocho años, será fundamental en este enfrentamiento.

Xabi Alonso fue el jugador elegido para abrir la gala matinal. El bombo quiso que el bicampeón vigente de la Copa de Europa se midiera nada menos que al PSG. Mientras el club ataba el fichaje de Kepa para el mes de enero, preocupado por las lesiones en ese puesto, las bolas del sorteo de Nyon dijeron que el adversario del conjunto que más Champions tiene, doce, se juegue la decimotercera ante el conjunto que ha fichado a Neymar y a Mbappé, dos jugadores que quisieron, pudieron y desearían venir al conjunto blanco en un futuro cercano.

El PSG, líder incontestable de la Ligue 1, estableció un nuevo récord de goles en la fase de grupos, con 25 tantos. Su único tropiezo fue en la última jornada, en la que cayó en Múnich ante el Bayern, aunque le fue favorable el coeficiente de goles particular. Neymar y Cavani, con seis tantos cada uno, son los máximos goleadores del PSG en la competición.

El PSG Es un conjunto de estrellas: Neymar, Mbappé, Alves, Cavani, Di María, Thiago Silva y Verratti. Unai Emery es su jefe y se siente discutido porque hay mucha estrellita y debe regular demasiados egos.

El once habitual es un cuadro de figuras que mezcla clase, experiencia y potencia. El 4-3-3 está muy equilibrado. Arecia como portero es sobrio.

En la defensa manda Thiago Silva, el veterano, con otro grande como Alves en la banda derecha, que es más un atacante que un lateral. Marquinhos es el segundo central, escudero de Thiago. Y Kurzawa es el fogoso defensa izquierdo.

El centro del campo lo dirige Verratti, con Rabiot por la derecha y el ofensivo Draxler por la izquierda.

En ataque milita el triunvirato del miedo: Mbappé, Cavani y Neymar, que dejan a Di maría sin sitio.