Getafe-Barcelona

Pánico en el Barcelona, Dembélé se lesiona

El francés se retira con visibles molestias en los isquiotibiales de la pierna izquierda a la media hora de juego

Fernández Borbalán solicita las asistencias médicas tras la lesión de Dembélé
Fernández Borbalán solicita las asistencias médicas tras la lesión de Dembélé - EFE
SERGI FONT Barcelona - Actualizado: Guardado en: Deportes Fútbol

Las peores pesadillas del Barcelona surgieron ayer cuando Ousmane Dembélé se dejó caer sobre el verde para pedir el cambio. Un taconazo para ceder un balón a Luis Suárez provocó que el francés sufriera una rotura muscular en los isquiotibiales de la pierna izquierda, una de las lesiones más molestas para los futbolistas. Enseguida se dio cuenta de su problema, pidió el cambio y todas las alarmas se encendieron en el club azulgrana. La rotura muscular del francés preocupó más a Valverde que el posterior gol que marcara Shibasaki diez minutos después.

El francés se someterá este domingo a diferentes pruebas médicas para evaluar el alcance real de la lesión pero las primeras impresiones y la manera en la que el futbolista se retiró, con evidentes signos de dolor y cojeando ostensiblemente, ponen en seria duda que pueda jugar antes del próximo parón liguero de la primera semana de octubre con motivo de los compromisos de las selecciones nacionales. Si se confirma este extremo, Dembélé se perdería con seguridad tres partidos de Liga (Eibar, Girona y Las Palmas) y uno de Champions League (Sporting de Lisboa en Portugal). El objetivo se fijaría para el sábado 14 de octubre en el Wanda Metropolitano ante el Atlético de Madrid.

Más allá de los 105 millones fijos más otros 40 en variables que convierten al extremo en el fichaje más caro de la historia del Barcelona, su baja es un grave contratiempo ante la necesidad del equipo de generar espacios y profundidad en sus partidos. Era una de las reclamaciones de Valverde tras la marcha de Neymar y con Dembélé parecía que el equipo había recuperado esa peligrosidad en banda. Ahora la responsabilidad recaerá en Gerard Deulofeu, que tiene todos los números para reemplazar al francés mientras que éste esté lesionado.

Ya explicábamos desde las páginas de ABC que el Barcelona había diseñado un plan especial para Dembélé para que su físico mejorara y ganara peso. Los servicios médico han detectado que necesita ganar peso para poder pelear en igualdad de condiciones en una Liga que cada vez es más física. Este plan contempla un trabajo especial en gimnasio y también en la alimentación. Los peores augurios de los especialistas se hicieron realidad tras la lesión de que ha dejado fuera de juego al futbolista, que hasta ahora solo había sufrido una lesión en su carrera profesional y que le mantuvo 10 días de baja por unas molestias de pubis.

Toda la actualidad en portada

comentarios