Mundial de Rusia 2018Gigantescas gradas supletorias fuera del estadio para alcanzar el aforo mínimo

El Ekaterinburg Arena, sede de la próxima cita mundialista en Rusia, aumentará su capacidad de una peculiar forma

Actualizado:

El Mundial de Rusia 2018 está a la vuelta de la esquina y las diferentes sedes aceleran sus obras para estar listas de cara al jueves 14 de junio, fecha de inicio del torneo. El Ekaterinburg Arena es una de las doce que acogerán partidos del torneo y se prepara para la gran cita aumentando su aforo.

La forma de lograr ese incremento de localidades en el estadio donde juega habitualmente el C. F. Ural de la liga rusa han llamado poderosamente la atención, pues la organización lo hará colocando dos gigantescas gradas supletorias en ambos fondos.

Sin embargo, esas gradas temporales, que permitirán ampliar el aforo del recinto de 27.000 a 35.000 asientos (capacidad mínima que deben tener los estadios en la cita mundialista según la FIFA), tienen una particularidad. Estarán fuera del estadio. O al menos fuera del techo que protege al resto de aficionados en la grada.

Esta configuración del estadio, que fue levantado en 1957, se mantendrá al menos durante cuatro partidos de la fase de grupos, pero se desmantelará una vez finalizado el Mundial.

Pese a la sensación de fragilidad que ofrece una grada supletoria de semejante tamaño, un portavoz de la FIFA ha asegurado que «inspecciones y estudios han demostrado que los asientos temporales en el Ekaterinburg arena cumplen completamente con todos los requisitos de seguridad».