Liga

El auge de Asia llega al Barça

Rakuten, web japonesa de ventas online, se une a la larga lista de patrocinadores asiáticos de la Liga

El auge de Asia llega al Barça

Puente de oro entre Oriente Medio y el Lejano Oriente, Rakuten -el Amazon japonés-, y el Barcelona establecieron un acuerdo récord en la historia del fútbol: 55 millones de euros por patrocinar una camiseta. El auge de Asia como inversor ha llegado al club azulgrana, que sustituye a Qatar Airways por la primera web de venta online en Japón. Seis clubes de la Liga muestran la divisa de una multinacional asiática en su atuendo: el Barcelona, el Real Madrid, la Real Sociedad, el Granada, el Español y el Leganés.

El logotipo de Rakuten aparecerá a partir del próximo verano en la casa azulgrana sucediendo a Qatar Foundation (2011-2013) y Qatar Airways (2013-2017). El contrato de Qatar (treinta millones anuales, según el vox pópuli) provocó alguna controversia en los valores tradicionales del club, ya que un país sin elecciones y sin partidos políticos irrumpió en una túnica que nunca había lucido publicidad, salvo la solidaria con Unicef.

Rakuten representa una imagen más suave y comercial. Es líder en ventas online en Japón con más de 50 millones de usuarios. Vende libros electrónicos, viajes, valores financieros, operaciones con tarjetas de crédito, seguros, dinero electrónico, acciones de marketing, logística y todo tipo de artículos de consumo. Nació en 1997, factura más de 1.000 millones de euros anuales, su capitalización es cercana a los 5.000 millones y emplea a 3.700 personas. Su sede central se encuentra en Tokio y cuenta con cincuenta millones de usuarios registrados.

No es la primera vez que Rakuten trata de introducirse en España. Probó hace dos años con un intento fallido, una campaña con el cocinero Alberto Chicote que proclamaba «Rakuten es dabuten» y que apenas conectó con el gran público.

55 millones anuales

El Barça recibirá 55 millones al año, más bonos extra: 1,5 millones si gana el título de Liga y 5 millones si consigue la Champions. El presidente del Barcelona, Josep Maria Bartomeu, desveló un detalle singular: el acuerdo con Rakuten fue facilitado por la intervención de Gerard Piqué y su novia, la cantante colombiana Shakira. La pareja de estrellas organizó una comida en 2015, en la que participaron los presidentes de ambas instituciones. Hace un año y medio, Piqué colgó un mensaje en su cuenta de Twitter: «Con mi amigo Mickey visitando las oficinas de Rakuten. Gran estancia en Tokio con él y su familia». Mickey era Hiroshi Mikitani, el presidente de Rakuten, quien ayer presentó el patrocinio con Bartomeu en Barcelona. El defensa azulgrana es el propietario de una empresa de videojuegos, Kerad Games, que, en lógica, intentará expandirse hacia otros mercados. Rakuten también distribuye juegos para móviles y es el patrocinador del torneo de tenis de Tokio.

El gigante nipón se une a la cadena de patrocinadores e inversores asiáticos que han irrumpido en el campeonato español. Actualmente, seis clubes muestran un logotipo con origen en el continente más poblado del planeta. El Barcelona, este año aún con Qatar; el Real Madrid, con la compañía aérea Fly Emirates, de los Emiratos Árabes; el Español, cuyos propietarios chinos han colocado a Rastar (un macro mercado del juguete) entre las rayas azules y blancas; el Granada, con su Energy King, bebidas energéticas chinas que tienen más de 100 millones de consumidores y albergan algunas perlas líquidas, como el hielo mágico, zumos familiares y el agua rosa; el Leganés, y su empresa de telecomunicaciones de Arabia Saudí, Mbuzz Sport que ha arrastrado a otro sponsor, Royal Jordania; y la Real Sociedad, con una compañía de teléfonos móviles, Qbao.com.

Las empresas asiáticas ya tienen tanto protagonismo como las españolas en las camisetas de los equipos de fútbol seis en ambos casos.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios