Rubén Cruz , con la elástica del Cádiz CF.
Rubén Cruz , con la elástica del Cádiz CF.

Cádiz CF

Rubén Cruz, el utrerano que no triunfó en Carranza

El ya nuevo delantero del Cartagena será recordado por su trabajo incansable a la sombra de Ortuño

Por  12:23 h.
Una temporada y media ha durado la singladura de Rubén Cruz en Cádiz CF. El delantero, formado en la cantera Del Real Betis, aterrizó en Carranza en el verano de 2016 con el cartel de un segundo punta con clase y con gol. Sin embargo, se marcha 34 partidos después sin haber podido demostrar ninguna de esas dos virtudes que le acompañaron durante el resto de su carrera. Sobre todo en el Albacete,de donde venía, y donde había anotado 45 goles en tres años, incluyendo 18 en dos temporadas en Segunda.
Es muy extraño lo que le ha ocurrido al utrerano en Cádiz, muy extraño. Porque una cosa es estar peleado con el gol, y otra estarlo con el estilo de juego que has demostrado durante tantos años de profesional. Quizás Carranza se le hizo grande, quizás los tempranos pitos de la afición amarilla (harta de su poco acierto con la meta contraria) le llevaron a jugar más tenso de lo debido. Quizás simplemente entró en la cuesta abajo de su carrera (31 años cuando fichó).
El caso con Rubén Cruz es que, a pesar de su bajo rendimiento en el sentido goleador, se marcha a Cartagena con la cabeza muy alta. Lo ha dado todo por la camiseta amarilla. Se ha partido la cara por ella. El año pasado fue titular buena parte de la temporada en la media punta, haciéndole el trabajo sucio a Ortuño, haciendo que el de Yecla jugara los mejores minutos de su carrera. Cuando Ortuño tuvo a Aketxe detrás, su rendimiento bajó. Los equipos ganan y pierden dependiendo de quién juegue. Nada es ni blanco ni negro. El Cádiz del año pasado con Rubén Cruz era más físico, más peleón, aunque menos técnico.
Esta temporada, la larga lesión que sufrió en verano y que le privó de trabajar con el resto de sus compañeros ha sido clave para su adiós en el mercado invernal. Si hubiera estado disponible para Cervera desde el comienzo de la pretemporada hubiera contado con más minutos y habría tenido opciones de continuar de amarillo. A pesar de eso, lo que más le pesa es que, tras jugar otros siete partidos, su casillero seguía a cero. Y eso es imperdonable para un delantero.
El comentario que le ha dejado José Mari en Instagram resume lo que ha sido Rubén Cruz para el Cádiz CF durante el tiempo que el utrerano ha vestido la camiseta amarilla:
“Gracias! Gracias por tu honradez, trabajo y sacrificio. En cuanto a números las cosas no te salieron pero los que estamos en esto valoramos mucho más que eso y lo has dado todo por nuestro equipo. Y sobre todo cuando no has participado has sumado como el que más. Te echaremos de menos y estoy convencido que te saldrá todo genial en el Cartagena. A veces tan importante es hacer goles como morir por cada uno de tus compañeros así que vete tranquilo y disfruta de esta nueva etapa que lo mereces Rubén Cruz”.