El Cádiz CF B de Mere ya conoce el calendario de la nueva temporada en Tercera.
El Cádiz CF B de Mere ya conoce el calendario de la nueva temporada en Tercera.

CÁDIZ CF

Mere: «Fui contratado para subir al Cádiz CF B a Tercera»

A un paso de lograr el objetivo, el entrenador del filial cadista se muestra prudente en 'Deportes Cope Cádiz': «Podemos meternos en problemas si creemos que está hecho»

Por  15:00 h.

El Cádiz CF B se ha ganado ser protagonista esta semana. Y por derecho propio. El contundente 3-0 conseguido ante el Salerm Puente Genil deja al filial cadistas a las puertas de la vuelta a Tercera dos años después. Reto casi conseguido, aunque aún queda sellarlo, con 18 puntos en juego y 10 de ventaja sobre el Ciudad de Lucena, tercer clasificado.

Clave en este excelente papel del Cádiz CF B es Baldomero Hermoso Herrera ‘Mere’, su entrenador, que atendía a ‘Deportes Cope Cádiz’ este martes haciendo gala de su habitual prudencia y paciencia. «Todavía quedan 18 puntos en juego y en el fútbol puede pasar de todo. Hemos tenido una trayectoria muy buena y muy regular a lo largo de la temporada, pero nunca se sabe cuándo va a llegar el mal momento. Nunca se está casi ascendido, hay que estar ascendido. Por lo tanto, y como todavía queda, hay que seguir en la misma línea que hasta ahora para conseguir el objetivo».

Sin levantar los pies del suelo, el míster portuense del Cádiz CF B analizaba la situación de su equipo y apuntaba: «El del pasado domingo fue un partido muy importante. Perderlo suponía que el Puente Genil se colocara a un punto. En caso de victoria, como así sucedió, nos íbamos a siete puntos más el ‘goal average’ a nuestro favor, una diferencia muy clara. Y lo logramos». Eso sí, Mere recalcaba que no fue nada sencillo: «Era un encuentro complicado por el nivel del adversario y porque antes sufrimos dos derrotas injustas ante Xerez DFC y Ciudad de Lucena que nos llevaron a esa situación más comprometida. Afortunadamente, el equipo dio la mejor versión y amarramos tres puntos que pueden ser cruciales».

Más allá de eso, Mere repetía: «No hacemos cuentas. No pienso en eso. Esta semana descansamos y desconectamos, y la semana que viene nos centramos en el partido de Rota. Entiendo que podemos pisar el charco y meternos en problemas si levantamos la cabeza y miramos hacia arriba. Vamos a ir pasito a pasito. Así lo hicimos durante el año y nos ha ido bien».

«Estoy cada día más contento de la decisión que tomé»

Ahora el ascenso a Tercera es casi un hecho, pero en su día la decisión pudo ser arriesgada para Mere, que en siempre había cumplido en Tercera e incluso había ascendido al Algeciras a Segunda B, categoría en la que dirigió a los albirrojos. «El principal motivo por el que fuimos contratados fue subir al Cádiz CF B a Tercera División. A nivel personal también me apetecía contribuir a la formación de futbolistas jóvenes y estamos en el camino de poder cumplir los dos. Además del ascenso, le hemos enseñado cosas a estos jugadores de cara al futuro», señalaba.

E insistía: «Empiezo a ver el fútbol de forma distinta. Me atraen más los proyectos que me estimulen a la hora de entrenar que la categoría en la que se esté. A todos nos gusta estar en la máxima categoría posible, con buenos contratos, pero entiendo que a nivel deportivo me convenía esto. Estoy cada día que pasa más contento de la decisión que tomé, aunque me haya privado de entrenar en Segunda B o en algún buen equipo de Tercera. Esto es un paso más para mi formación y para la mejora de mi cuerpo técnico».

Sobre la posibilidad de que algunos de sus actuales discípulos diesen el salto al primer equipo del Cádiz CF, Mere aseguraba: «No tenemos varitas mágicas y es difícil pronosticar el rendimiento. He entrenado en Segunda B y Tercera a jugadores con mucho potencial que luego han llegado arriba. Eso lo veo en este equipo y me ilusiona porque hay cosas de jugadores que me gustan. Ahora bien, es algo que no podemos controlar a medio y largo plazo. Hay gente joven, gente criada en la cantera y que puede ser futbolista el día de mañana. Ya dependerá del futuro. El salto es grande y el que quiera estar en el primer equipo tiene que derribar la puerta del filial y demostrarlo, como dijo Juan Carlos Cordero».

Y apostillaba: «Ascender es fundamental para que la distancia entre el filial y el primer equipo se haga menor».