Fran Machado se lamenta de la ocasión fallada tras el partido en Huelva
Fran Machado se lamenta de la ocasión fallada tras el partido en Huelva

Cádiz CF

Lunares, detalles y un sabor agridulce en el estreno del Cádiz CF

La inseguridad en zonas defensivas y el poco acierto arriba, aspectos a mejorar en un equipo que ya tiene a su lanzador y piedra angular, Abel Gómez

Por  18:46 h.

Queda terreno por delante y mucho que mejorar en el seno del Cádiz CF. Es difícil exigir en la primera jornada pero si se puede atisbar algo de lo que puede ser este equipo. El equipo amarillo se marchó de Huelva sabiendo que pudo ganar merced a las oportunidades que tuvo pero también perder. Un sabor amargo de un equipo por hacer que dejó cosas preocupantes pero otras ilusionantes.

Y seguro que lo bueno y lo malo habtró tomado buena nota Claudio Barragán. Más lo segundo pues en la mejora está el crecimiento de un equipo.

Muchas dudas atrás

Para empezar la inseguridad que el Cádiz mostró ayer en muchos momentos del partido ante el Recreativo. De los cuatro de atrás, tres se conocen pues han jugado muchos minutos juntos. Servando y Josete, la pareja de centrales y el zurdo Tomás deben tener una buena compenetración que seguramente no tengan con la novedad, Cristian.

Viendo el partido se pudo apreciar como sobre todo en la primera parte la defensa sufrió, con imprecisiones, balones que quedaban sueltos y con las internadas por banda de los extremos del Recreativo. Tomás fue de menos a más, como el propio equipo, también Cristian aunque parece complicado que el ex del Córdoba B vaya a ser el lateral titular una vez que Juanjo esté recuperado. En el eje, cosas que no cambian. Servando es todo un seguro y Josete mezcla buenas acciones con otras peores.

De la zona de atrás, descatar que el Cádiz tiene portero con Cifuentes, clave en el Colombino con buenas paradas.

Nula eficacia ofensiva

Si la escuadra amarilla hubiera estado mínimante acertada, se pudo haber traído un 0-2 a Cádiz. En la segunda mitad hubo ocasiones de todo tipo en las que los amarillos no acertaron de cara a puerta. Preocupante fue el punto de mira de Machado que falló un gol cantado cuando solo tenía que empujar el balón. Tampoco en la primera parte, el ariete titular, Wilson Cuero, estuvo a la altura del partido. Perdido al igual que un Salvi que lo intentó y un Kike Márquez que aparece y desaparece.

El balón parado ya tiene dueño

De lo positivo y clave para el futuro es que el Cádiz tiene un lanzador de estrategia y balón parado como es Abel Gómez. Lo tiró todo, unas con acierto otras con menos. Asimismo, llevó la batuta del equipo. Jugador clave.