Ortuño celebra un tanto esta temporada.
Ortuño celebra un tanto esta temporada.

CÁDIZ CF

Los jugadores del Cádiz CF, uno a uno: Ortuño, el gol vale oro

Casi un mes después de su última diana en Elche, el 'killer' cadista vuelve por sus fueros para llevar el delirio a Carranza

Por  20:21 h.

Una semana más no fue el mejor encuentro del Cádiz CF, pero los puntos se quedaron en Carranza. Tres más y los 50 más cerca. Ya toca pensar en cotas mayores.

Con notables ausencias en el mediocentro afrontaba el Cádiz CF su cita ante el Mirandés. Cervera tenía que buscar soluciones y optaba por la sensatez: Carpio no abandonaba el lateral derecho y en la medular, junto al recuperado Abdullah, el míster apostaba por el roteño José Mari pese a no estar al cien por cien. También regreaba Sankaré tras su sanción y Salvi ocupaba el puesto de Aitor. El resto, sin novedades, con los recién fichados Iván Malón (el único que debutó) y Jesús Imaz esperando su momento desde el banquillo. Migue fue el jugador descartado.

Pese al jarro de agua fría con el gol de Guarrotxena, el Cádiz CF se rehizo y empató la contienda antes del descanso con el gol de Abdullah. Ya en la recta final, Ortuño mandó a la red el cuero tras un gran centro del resolutivo Aitor. Cifuentes hizo el resto con una parada antológica en la prolongación.

Cifuentes (5): El cancerbero cadista fue otra vez determinante. En su línea. Poco pudo hacer en el gol de Guarrotxena, ya que se encontró con un testarazo impecable del ariete vasco del Mirandés. Por lo demás, siempre estuvo muy atento. Metió las manos en dos jugadas para mandar a córner sendos envíos de Provencio. También se cruzó en el camino de Maikel Mesa. Firme muchas veces, aunque en otras ocasiones con dudas en los centros laterales del Mirandés, bien despejando de puños, bien agarrando el esférico. Para terminar sacó un zapatazo tremendo de Usero que iba a la mismísima escuadra. Es una garantía.

Carpio (3): Ya tiene competencia en el lateral derecho con la llegada de Iván Malón, aunque ayer fue de nuevo titular. Con bastante menos profundidad que Brian por la banda izquierda, cumplió en labores defensivas. Con la entrada de Iván Malón en los últimos minutos, el salmantino acabó en el centro del campo. Ya avisó Cervera que era una opción.

Aridane (2): Despiste monumental de la zaga cadista en el gol de Guarrotxena, que entró libre de marca para batir a Cifuentes con un testarazo. Se sumó al ataque en las jugadas a balón parado, aunque sin demasiada suerte. A falta de 15 minutos evitó un remate de Guarrotxena, aunque el balón pudo irse al fondo de las mallas. Una vez más, el insular cortó varios balones.

Sankaré (1): No pasa por su mejor momento. Regresaba tras su ausencia en Mallorca por sanción y no estuvo especialmente fino. Al igual que Aridane, se durmió en los laureles en el gol de Guarrotxena a los cuatro minutos. Blando en el juego aéreo. Instantes después sí estuvo atento para evitar el tanto de Sangalli. Recibió una amarilla por cometer una falta tras complicarse la vida, aunque antes se reclamaba otra falta del rival. Sólo jugo medio tiempo. Dejó su puesto a Servando en el descanso.

Brian (4): Se dejó notar en el ataque con sus centros. En uno de ellos, el catalán puso en la testa de Ortuño un balón de oro para el gol del empate cuando aún marcaba 0-1 el electrónico. En la segunda parte se animó a probar su potente disparo lejano, que se marchó cerca del poste. En defensa estuvo atento y veloz en el cruce. Fue objeto de un penalti en la recta final que Areces Franco no señaló justo antes del gol de Ortuño.

José Mari (3): No está aún al cien por cien, pero Cervera apostó por el roteño para acompañar a Abdullah en el mediocentro ante las bajas obligadas de Garrido y Eddy. Le costó arrancar y se vio en inferioridad debido a la acumulación de jugadores del equipo norteño en esa parcela. Dentro de la complicada papeleta que tenía, supo darle criterio al juego del Cádiz CF y fue ganado terreno con el avance del partido. Con más minutos y mejor forma física, el equipo de Cervera lo agradecerá. Jugó los 90 minutos.

Abdullah (4): Marcó el gol del empate antes de llegar al descanso y lo hacía en el interior del área, y ante la oposición de dos adversarios, para superar a Roberto. Otro que regresaba al once tras no jugar en las islas Baleares. Comenzó desbordado por la intensidad norteña, pero también fue mejorando con el paso de los minutos.

Salvi (3): Inspirado a la vez que errático. Semanas después, el sanluqueño entró en el once. Nico no estaba en la lista y Aitor no terminó de convencer la semana pasada como titular. Tuvo la ocasión más clara de la tarde cuando, con 0-1 y con todo a su favor, envió el balón al larguero. No tenía oposición e hizo lo más difícil. Carranza ya cantaba el empate. Pero tiró de garra, no se escondió y muy pronto se desquitó con un gran control y una asistencia para que Abdullah hiciera el empate. Activo y participativo cuando el juego fue por su banda. Dejó su sitio al debutante Iván Malón en el 85′.

Rubén Cruz (3): Participativo. Fue el primero en probar fortuna tras recibir de espaldas el cuero, girarse y encontrarse con Roberto. Por sus botas pasó una jugada que luego llegó a su paisano Álvaro y acabó en el larguero tras remate de Salvi. Al regresar de los vestuarios puso un balón que Salvi recogió pero Ortuño no pudo culminar. Dejó su sitio a Aitor en el 70′.

Álvaro García (3): Menos activo que en otras ocasiones durante la primera media hora (su nivel está por las nubes después de una temporada descomunal). Hasta que se enchufó. Primera con una gran incursión y posteriormente con un pase a Salvi que era medio gol. El travesaño lo evitó. Siempre es un incordio para las defensas visitantes.

Ortuño (5): Apareció cuando más falta hacía para dejar los tres puntos en Carranza. Ya lleva 14 goles en la Liga. Iba a cumplir un mes sin marcar desde que lo hiciera el 8 de enero en el Martínez Valero de Elche y entonces apareció para tirarse en plancha tras un gran centro de Aitor, rematar con el pecho y batir a Roberto. Los goleadores van por rachas y esta vez se truncó una negativa para un delantero descomunal. Antes, tras el primer cuarto de hora, tuvo el gol en su cabeza tras centro de Brian, aunque su remate no encontró portería. No fue su mejor partido, pero el gol se paga a precio de oro.

Servando (3): Entró por Sankaré en el descanso y trató de no complicarse la vida. En esta ocasión fue Migue el descartado y el isleño tuvo minutos. También se animó a la hora de subir en las jugadas a balón parado. Al final tiró de veteranía para ganarle segundos al crono.

Aitor (4): Tuvo 20 minutos y volvió a coronarse. A su estilo. Esta vez no marcó un gol de bandera pero puso en bandeja el 2-1 para que Ortuño no fallara y acabara con su pequeña sequía. Parece que rinde más como revulsivo.

Iván Malón (s. c.): Debutó con la elástica del Cádiz CF. El primero de los fichajes de invierno en hacerlo. Entró en el minuto 85 para sustituir a Salvi. Sin tiempo para demostrar sus condiciones.