Christian Rivera, en un entrenamiento con el Eibar.
Christian Rivera, en un entrenamiento con el Eibar.

CÁDIZ CF

La llegada de Diop aprieta la salida de Christian Rivera, en la agenda del Cádiz CF

El Eibar debe hacer hueco al mediocentro porque tiene todas las fichas completas, y en la rampa de salida está el centrocampista asturiano

Por  8:00 h.

El tiempo aprieta. Y no al Cádiz CF precisamente. El Eibar ha hecho oficial la incorporación del centrocampista del Espanyol Pape Diop, pero se encuentra ahora con un problema de espacio. El club vasco tiene todas las fichas completas, así que para inscribir a este futbolista deberá dar salida a aquellos que cuentan menos para José Luis Mendilibar.

Y en la rampa de salida se encuentra uno de los jugadores que se sitúan en la órbita del Cádiz CF. Se trata de Christian Rivera, como señaló Canal Amarillo la pasada semana. El asturiano es un mediocentro que compagina trabajo y calidad, y vendría de maravilla para reforzar la medular cadista, si bien desde la entidad aseguran que no vendrá a Carranza porque existen otras prioridades.

Álvaro Cervera ya había solicitado la incorporación de un jugador de estas características incluso antes de que se rompiera José Mari, por lo que ahora se buscan dos piezas para completar la sala de máquinas. El técnico suele apostar en el once inicial por unir a tres centrocampistas, y eso le priva de tener alternativa en el banquillo.

Christian Rivera es un joven pelotero de 20 años que tras pasar por la cantera del Sporting de Gijón firmaba por el equipo juvenil del Real Oviedo, Este verano daba el salto a Primera División debido a la confianza de Mendilibar, que incluso, salvando las distancias, lo compara con Sergio Busquets por su calidad y presencia física. En esta primera parte de la temporada no ha tenido protagonismo en el Eibar, que desea cederlo a un conjunto puntero de Segunda División para que siga creciendo como futbolista.

Ha sido internacional con la selección española y el FC Barcelona lo tanteó para incorporarlo a su filial. Pina y Cordero querrían repetir lo que consiguieron el año pasado con Aketxe: traer cedido a un jugador sólo accesible por su juventud y darle la oportunidad de que explote de amarillo.

A Christian le falta la experiencia y la madurez que dan los partidos y los años, pero aún así ha disputado siete encuentros en La Liga y ha participado activamente en la Copa del Rey. El curso anterior en el Oviedo rindió muy bien en la primera vuelta pero desapareció en febrero y ya no contaron más con él.