Hugo Rodríguez jugará en el Mérida la próxima temporada.
Hugo Rodríguez jugará en el Mérida la próxima temporada.

CÁDIZ CF

Hugo: “Me ha faltado continuidad y que apuesten por mí”

El gaditano, que se marcha al Mérida, lamenta que no le hayan dejado demostrar esta pretemporada que podía ser válido para el Cádiz CF en Segunda

Por  11:14 h.

Otro gaditano que emigra, otro de Cádiz que se va. Esto es fútbol y las fronteras laborales se difuminan, pero el club gaditano pierde a un chico de la casa. Hugo Rodríguez (Cádiz, 30 de diciembre de 1989) regresaba a su tierra hace año y medio como el hijo pródigo y se marcha con la sensación de que nadie es profeta en su tierra. Y de Gades a Emérita Augusta, pues su destino será el conjunto albinegro que dirige su anterior entrenador José Miguel Campos.

Hugo acepta una última entrevista como futbolista del Cádiz CF en Canal Amarillo. Sus sensaciones son contradictorias, ya que la ilusión de la nueva etapa no eclipsa la desazón de la oportunidad perdida. El mediapunta lamenta esa falta de continuidad que le ha privado de ofrecer su mejor nivel en el Ramón de Carranza.

-Salida confirmada, Mérida como próximo destino. ¿Por qué elige el equipo extremeño?

-Me llamó el entrenador José Miguel Campos, con quien coincidí en La Hoya Lorca, y nos tenemos confianza mutua. Me enseñó el nuevo proyecto y las aspiraciones del plantel y pese a que me llamaron varios equipos entendí que esta era la mejor opción.

-¿Qué sensación le queda tras su salida del Cádiz CF? La última vez marchaba cedido, pero esta vez con la carta de libertad y sin fecha de retorno.

-Es una sensación triste y de impotencia porque pienso que podía haber demostrado que era válido para ayudar al club en Segunda División. Pero la dirección deportiva no opina igual. No he podido demostrarlo en pretemporada, y es que está comprobado que la decisión ya estaba tomada desde hace tiempo.

¿Cuál ha podido ser el motivo por el que lo han descartado?

-No sé qué ha podido influir. Creo que el director deportivo ha querido traer nuevos jugadores y eso ha sido el detonante. Todos sabemos que el grupo de Pina y Cordero maneja un amplio mercado de jugadores y puede acceder a ellos con mayor facilidad.

-La segunda vuelta de la temporada pasada estuvo cedido en el Pontevedra ¿Cómo fue la experiencia en tierras gallegas?

-No fue mala. Llegué tocado del tobillo por la lesión que sufrí en Carranza ante el Jaén y me costó recuperarme. Estuve bien pero el equipo no llegó al ‘play off’ de ascenso así que sirvió para poco.

-¿Qué ha faltado para que Hugo se consolidase al fin en el Cádiz CF?

-Confianza y que apuesten por uno. El fútbol tiene estas cosas, y para rendir al mejor nivel el futbolista debe sentirse arropado y con confianza. Aquí nunca la llegué a tener. Con Claudio, por su forma de llevar al equipo en su segunda temporada, era muy difícil tener esa continuidad. Y luego me perdí el tramo final de la Liga con Cervera. No pasa nada. Hay que seguir adelante. Soy joven y con muchos años de carrera por delante. Sólo le puedo desear lo mejor al Cádiz CF porque lo primero es que soy cadista y lo he mamado desde pequeño.

-Llegó con mucha ilusión aquel enero de 2015, e incluso disfrutó de oportunidades desde el principio con Claudio.

-Sí. Esta temporada había una gran plantilla, y Claudio sabía que al que pusiera en el once le iba a responder. Jugué bastante, prácticamente todo a domicilio y en Carranza partiendo desde el banquillo. El primer año me pareció bueno. Pero en el segundo, cuando no salían los resultados como queríamos, el entrenador cambiaba a varios y parecíamos señalados, cuando no era justo porque era un problema del colectivo. La prueba es que se cambió a muchos futbolistas en Navidad y el equipo no levantó cabeza hasta la llegada de Cervera.

-¿Y también se ha sentido señalado por la grada?

-No, no, en absoluto. Todo lo contrario. La afición siempre me ha dado muchísimas muestras de cariño y apoyo, tanto en el campo como en la ciudad. Quería gaditanos en la plantilla. Le doy las gracias a todos los aficionados porque ha sido maravilloso y toda una alegría jugar en el equipo de mi tierra.

-¿Y no le queda la sensación de que usted también ha podido dar algo más?

-Hay ciertos momentos en los que es difícil dar la mejor versión de cada uno, cuando estás tres semanas sin convocar, juegas dos partidos, y luego otros tres fuera. Entras y sales del once y el equipo además está mal. Pero está claro que tengo mi parte de culpa, debería haber dado más y eso me lo echo a la espalda. Hay años en los que uno está más fino, otros que no, y esto es un juego de equipo.

-Ya se marchó del Cádiz cuando era un niño para ir a la cantera del Sevilla, y ahora se despide de nuevo. ¿Cree que puede haber una tercera etapa de amarillo?

-Ojalá esto no sea un adiós sino un hasta luego y nos podamos volver a encontrar en otras circunstancias. He cumplido uno de mis sueños, que es jugar en el equipo de mi ciudad, y tengo que dar las gracias a mis compañeros, al cuerpo técnico de Claudio y Cervera, porque me han enseñado muchísimo y tengo que estar agradecido. Y por el cariño de tanta gente, nunca le cerraría las puertas al equipo de mi tierra.