El once del Cádiz CF ante el San Roque solo etnia a cuatro fichajes de este verano.
El once del Cádiz CF ante el San Roque solo etnia a cuatro fichajes de este verano.

CÁDIZ CF

El desastre del verano del Cádiz CF

Pese a que se incorporaron a 15 futbolistas, ante el San Roque solo jugaron cuatro fichajes y la base es la plantilla del año pasado

Por  12:11 h.

La temporada pasada acabó en fracaso. El Cádiz CF, un año más, se quedaba sin ascenso en Segunda, quedándose a las puertas. De la tristeza a la indignación, y de ahí a preparar la campaña siguiente. Los errores se habían detectado y servirían para confeccionar un nuevo plantel más poderoso si cabe.

En esta ocasión no se hacía ‘tabla rasa’, como en los cursos precedentes, y se otorgaba estabilidad al proyecto manteniendo a muchos jugadores del equipo de Claudio Barragán. Hasta al propio entrenador. Pero Jorge Cordero realizaba hasta 15 incorporaciones porque sus principales estrellas se marchaban a conjuntos de superior categoría.

Pues bien, la realidad demuestra que no se aprovechó ese mercado estival como se debiera. El pasado domingo, solo cuatro de los fichajes saltaron en el once titular del Cádiz CF: Alberto Cifuentes, Abel Gómez, Salvi y Dani Güiza. El resto son componentes de la temporada anterior, la del no ascenso, más el canterano Alberto Quintana. Mantecón, Servando, Josete, Tomás, Machado y Kike Márquez.

Es la base que fracasó en el ‘play off’ y sin las figuras de Airam, Jona y Juan Villar. No es casualidad, sino una dinámica de este inicio de curso que se ha prolongado a lo largo de las jornadas. De los que llegaron al Cádiz CF en verano, solo Cifuentes, Güiza y Salvi se han consolidado en el conjunto de Claudio. El resto, o no ha respondido aún a las expectativas (especialmente Abel Gómez), o simplemente no juega y en este saco entran Aridane, Cristian, Juanjo (por lesión), Pavez, Álvaro, Cuero y Lolo Plá, más asiduos en la grada y el banquillo que en el césped. Canario, Zafra y Guille Lara ni empezaron con el equipo.

Los cedidos por el Granada, Aridane, Cuero y Álvaro (este último el mejor con diferencia), no están siendo esta vez decisivos como otras temporadas. Así que a Vizcaíno, Enrique, Manzano y Claudio les queda mucho trabajo por hacer este invierno para corregir todos los errores del estío. Y están más solos que nunca.