El ruso Denis Cheryshev celebra el primer gol (más que anulado) del Madrid ante el Cádiz CF de Tomás.
El ruso Denis Cheryshev celebra el primer gol (más que anulado) del Madrid ante el Cádiz CF de Tomás.

Cádiz CF

El ‘caso Cheryshev’ no ayuda a Tomás

El Real Madrid se fijó en el canterano cadista para reforzar al filial pero el interés puede haberse perdido

Por  14:18 h.

Era cuestión de tiempo, pero los caminos del Real Madrid y el Cádiz CF han vuelto a cruzarse. Y claro, los síntomas no son buenos.

Resulta que desde hace unas semanas, el Real Madrid Castilla que entrena Zinedine Zidane anda buscando un sustituto a Abner, lateral zurdo del filial que se ha lesionado de gravedad. Entre otros muchos laterales, el club blanco se había fijado en el canterano del Cádiz CF Tomás, con el que no cuenta Claudio y ya el club le busca una salida. No obstante, la relación entre el Cádiz CF y el Real Madrid no es la óptima como para negociar ni el precio de dos barras de pan. Aunque desde el club gaditano, en boca del presidente Manuel Vizcaíno, en ningún momento se ha faltado al Real Madrid, el caso es que todo lo que suene a Cádiz CF en el Paseo de la Castellana sienta mal. De hecho, muchos aficionados no darían crédito a ver en su filial a un componente del equipo amarillo que derrotó al Real Madrid en los despachos tras perder en Carranza 1-3.

De momento, las conversaciones entre los representantes del jugador con el club blanco se han detenido después de que el ‘caso Cheryshev’ haya irrumpido en la escena. Y es que Tomás tiene contrato hasta 2017 y desde el Cádiz CF se busca una cesión a no ser que algún equipo lo quiera en propiedad.

Asimismo, Tomás -que se ha vuelto a quedar fuera de una convocatoria– ya sabe que el club le busca una salida. Los deseos del jugador eran seguir de amarillo aunque al ver la nueva situación ha pedido a su club que le busque una salida a un filial potente de Segunda B o a un equipo de Segunda A. Lo que no quiere ver ni en pintura el zaguero algecireño es acabar en otro equipo de Segunda B, a no ser que fuese algún gallito.