Claudio ya no es el entrenador del Cádiz CF
Claudio ya no es el entrenador del Cádiz CF

Cádiz CF

Claudio, diez razones para entender su cese

Las rotaciones, alineaciones inexplicables, sin olvidar el fracaso en el último 'play off', algunas de los motivos que han acabado con el extécnico en el Cádiz

Por  13:50 h.

La derrota imperdonable del Cádiz en el día de ayer ante el descendido Almería B ha precipitado los acontecimientos en el club gaditano. No ganar ante el colista se ha llevado por delante a un Claudio Barragán que se había afianzado hace un mes en su cargo, tras las cuatro victorias consecutivas, pero que las últimas semanas lo han puesto de nuevo en la picota para terminar precipitando su cese.

No puede decirse que solo la derrota de ayer sea el motivo de su marcha, habría que analizar una trayectoria que ha estado marcada por una trayectoria irregular de su equipo esta temporada. Y al remitirse más atrás, queda claro que el fracaso en el pasado ‘play off’, no es más que el condicionante para que esta campaña esté siendo tan complicada.

La historia de Claudio en el Cádiz ha finalizado con un horrible partido, pero pueden ser hasta diez los motivos para explicar su destitución.

1. Lejos del liderato, primer fracaso de la temporada

Ésta sería sin duda la primera razón que marca su cese. El Cádiz no ha sido líder en toda la temporada y en la segunda vuelta, más allá de acercarse, se ha terminado de alejar. Lo tuvo en la mano antes de la visita al Betis B, pero dicho partido sumado a la derrota en La Línea y lo que vino después puso al Cádiz en su sitio. A nueve puntos del primer puesto, y sin asegurar aún la fase de ascenso, Claudio ya tenía su primer fracaso esta campaña.

2. Las rotaciones, alineaciones inverosímiles

Los cambios en el equipo titular ha sido marca de la casa en Claudio. Una veces obligado por sanciones y lesiones, pero otras tantas porque el entrenador quería “tener a toda la plantilla enchufada”. Eso ha hecho que muchos jugadores se caigan del titular sin motivo alguno y entren otros que no han mejorado al equipo. Le funcionó a principios de temporada cuando el Cádiz ganaba en casa y empataba fuera, pero en cuanto vinieron mal dadas todo se fue al traste.

Ello ha producido que en más de un partido se presenten alineaciones más que sorprendentes. Empezando por la de ayer, sin lateral izquierdo titular y con dos disponibles, pasando por otros choques como el del Granada B en el que Servando fue pivote defensivo.

3. Desastroso mercado invernal

Ha sido un auténtico desastre los cambios de cromos que se han hecho en el mercado de invierno. En este apartado habría que meter sin duda al secretario técnico Enrique Ortíz, aunque los cambios que han hecho han sido avalados por Claudio. Se fueron jugadores como Kike, Hugo y Garrido, los dos primeros tras ser titulares el día antes de saber que se marchaban, y han llegado otros que no han mejorado la plantilla. David Sánchez, Migue, Nana y Jandro son ahora titulares, pero otros Carlos Calvo o Despotovic no han hecho absolutamente nada.

4. Irregularidad inexplicable

¿Cómo es posible que un equipo pase de ganar cuatro encuentros de manera consecutiva con un fútbol brillante, a caer derrotado en casa del penúltimo? Este ha sido el Cádiz de esta temporada, capaz de lo mejor y lo peor, y eso da poca fiabilidad para un ascenso. Los amarillos han ganado en Murcia, pasar tres rondas de Copa del Rey, jugar bien al fútbol, a perder frente a equipos menores y en algunos de esos partidos hacer el ridículo. Una irregularidad que ni el propio Claudio ha sido capaz de explicar y de paliar, pues se dijo que no iba a volver a suceder la imagen dada en La Línea pero ayer se volvió a las andadas.

5. Equipo muy inferior al de la temporada pasada

Por más que se haya querido vender que este Cádiz era superior al de la campaña pasada, se está demostrando que no es así. El equipo es inferior y está muy por debajo de sus posibilidades. De lo primero no es directamente culpable Claudio, pero de lo segundo sí. ¿No hay calidad para ganar en un mes a los dos colistas de la categoría?

6. Los futbolistas dejaron de creer en el entrenador

Las rotaciones y cambio de cromo han hecho que muchos jugadores se vengan abajo anímicamente. Asimismo, el discurso de unos u otros es diferente al del técnico, para muestras las explicaciones tras las derrotas. Un divorcio que se ha palpado en varios encuentros.

7. El fracaso de Oviedo lo condiciona todo

No puede escapar a estas razones lo que pasó la temporada pasada. No subir primero contra el Oviedo y después frente al Bilbao Athletic ha condicionado totalmente esta campaña pues la ha convertido en una travesía llena de complicaciones y con el fracaso en el recuerdo.

8. Sin conexión con el entorno

Del Claudio de la pasada campaña al de esta hay un mundo. Cierto es que todo eran flores la Liga pasada y esta todo lo contrario. Ello ha marcado el carácter del técnico con algunas salidas de tono en ruedas de prensa, algo que le hizo incluso pedir disculpas tras la derrota en Algeciras. Le ha costado mucho explicar ciertas cosas y su relación con la afición ha ido de más a menos.

9. La presión le ha podido

La alta presión a la que se someten jugadores y entrenador en el Cádiz CF también le ha pasado factura al valenciano. Sus cambios de alineaciones, estilo, esquemas, han determinado el devenir del técnico superado muchas veces por los acontecimientos.

10. Los jugadores lo han sentenciado

Y por último, no se pueden escapar de rositas los futbolistas. Ellos han sido los que han sentenciado a su entrenador, ni más ni menos. Son los grandes culpables de que hoy Claudio esté fuera del Cádiz, sobre todo con partidos como el de Almería o Betis B, fallado ocasiones imperdonable y con errores individuales de cadetes.