Manolo Vizcaíno y Quique Pina en una rueda de prensa
Manolo Vizcaíno y Quique Pina en una rueda de prensa

Cádiz CF

El Cádiz CF «no se va a parar»

La idea del club es seguir avanzando, a pesar de que el conflicto entre Pina y Vizcaíno está en su punto más álgido

Por  20:00 h.

Guerra fría en su punto más álgido en el Cádiz CF. La distancia entre Manuel Vizcaíno y Quique Pina más grande que nunca y las posiciones del presidente y del consejero delegado muy distantes.

Las dos partes han dicho basta, uno no quiere verse con el otro y viceversa. Y aunque ya ha sucedido en otras ocasiones, la situación está en un punto de muerto sin que haya avances hasta el momento.

Canal Amarillo lo explicaba hace unos días, se han producido durante el mes de julio varias situaciones que han agravado las discrepancias que las dos partes arrastraban de meses anteriores. La última junta de accionistas y la ampliación de capital han dinamitado la relación entre los dirigentes amarillos, hartos el uno del otro pero a su vez condenados a entenderse, otra vez.

Respecto a esto último, ninguno de los dos bandos se ha puesto de acuerdo sobre cuánto dinero había o hay que poner en dicha ampliación de capital. Ha sido un motivo de discusión importante y que ha llevado la relación a un nivel de degradación notable.

Juan Carlos Cordero trata de aislarse de los conflictos de Pina y Vizcaíno para no tomar parte, a pesar de su estrecha relación, lógica, con el consejero delegado. El director deportivo quiere seguir perfilando una plantilla a la que aún le faltan retoques importantes. Otro central, un lateral diestro, un portero y otro jugador ofensivo son las prioridades de una dirección deportiva que también tiene el nivel de hartazgo por la situación institucional por las nubes.

Cordero sigue trabajando a la espera de que haya paz para oficializar fichajes, caso del brasileño-holandés Bijker. Que haya trascendido que el jugador está entrenando con el Cádiz CF, aunque no ha firmado aún, no es ni mucho menos casualidad. Es una forma de apresurar a las dos partes a que lleguen a un acuerdo lo antes posible.

Con todo, desde las entrañas del club afirman e insisten, «el Cádiz CF no se va a parar». El entorno de Vizcaíno, molesto con la posibilidad de que los fichajes se paren por el conflicto, reiteran que nada ni nadie va a frenar la buena marcha de un club que prepara su segunda campaña consecutiva en la Liga de Fútbol Profesional.

Ambos lados de la moneda se meten presión el uno al otro pero siguen sin plantear una solución que devuelva una paz, que será efímera, a la entidad. El Cádiz CF está en el centro pero quiere seguir adelante a pesar de los pesares. Asimismo insiste, se hará lo que tenga que hacer para que la entidad ni mucho menos se pare.