El jugador del Valladolid José Arnaiz.
El jugador del Valladolid José Arnaiz.

Cádiz CF

El Balón de Oro, un galardón difícil para los porteros… hasta en La Mancha

Alberto Cifuentes se queda a las puertas de recibir un galardón en su tierra

Por  16:25 h.

No pudo ser. El portero del Cádiz CF, Alberto Cifuentes, no pudo ayer conquistar el IV Balón de Oro de Castilla La Mancha para jugadores de Segunda División A después de llegar a la final y ver como el joven futbolista del Real Valladolid se apoderaba del galardón.

No le importará demasiado el hecho de no ser profeta en su tierra y es que el veterano cancerbero cadista está viviendo su segunda juventud mientras defiende la portería del Cádiz Cf. Recién renovado por la entidad cadista, Cifuentes no para de ganarse el respeto de la afición cadista. Mucho más después de que el pasado domingo salvase un punto en el descuento al saber aguantar perfectamente la embestida de Emaná, que vio como el portero del Cádiz CF se le convertía en un muro infranqueable cuando todo el estadio Carranza se temía ya lo peor tras fallar Ortuño un penalti y no poder marcar un gol a un rival que jugó con uno menos los minutos finales.

Alberto Cifuentes era uno de los tres candidatos finales a llevarse el galardón de mejor jugador manchego de la temporada y al que se le otorga el Balón de Oro de la región. Los finalistas, junto al portero del Cádiz CF, eran los talavarenos David Rodríguuez (AD Alcorcón) y José Arnáiz (Real Valladolid). Finalmente, el centrocampista pucelano se llevó el premio tras una ajustada puntuación con el meta cadista, que ayer estuvo presente en la gala celebrada en Toledo y a la que asistió el seleccionador nacional Julen Lopetegui.

Una vez más, las votaciones, realizadas por un grupo de periodistas, volvieron a perjudicar a un portero a beneficio de un jugador de campo con vocación ofensiva.