Natxo González habla con sus jugadores durante el amistoso que esta semana han ganado ante el GIF Sundsvall, de la primera división sueca.
Natxo González habla con sus jugadores durante el amistoso que esta semana han ganado ante el GIF Sundsvall, de la primera división sueca.

Cádiz CF

Análisis del Reus: Un bloque fiable, seguro y peligroso

Un recién ascendido que llega a Carranza siendo el tercer mejor visitante de la Liga

Por  19:09 h.

El Reus Deportiu es un recién ascendido que está cumpliendo con creces el objetivo de intentar consolidarse en la categoría de plata. En mitad de la tabla y tras destacar en la primer vuelta, el once del vitoriano Natxo González llega a Cádiz con la misión de vender cara su piel, lo que por otro lado está haciendo semana tras semana. El bloque reusense viene a ser el mismo que el año pasado consiguió el ascenso tras apear del ‘play off’ de campeones de grupo al Racing de Santander, al que después finiquitó el Cádiz CF.

La portería

Édgar Badía es el titular. Cumple su cuarta temporada en el club tras formarse en la cantera del Espanyol. Pequeñito y ágil, es uno de los porteros más fiables de la categoría. Fue internacional en categorías inferiores y de él llegó a decir Iker Casillas que sería su sustituto en la Selección. Se dicen tantas cosas…

El veteranísimo y ex del Getafe Codina es su suplente. Llegó el pasado verano y está aceptando sin problemas su rol de reserva.

La defensa

Campins es el lateral derecho. Llegó del filial del FCBarcelona para ser suplente de Benito, pero ha sabido aprovechar la lesión de este para instalarse en el titular. Tiene proyección, desborde y llega a área contraria. Su debe, le cuesta mucho recuperar.

El ex del Hércules Atienza es el central fijo en las alineaciones de Natxo González. Expeditivo, con una salida de balón aceptable, seguro y con mucha presencia física. Comparte el eje de la zaga con Olmo, otro producto de La Masía. El Reus lo recuperó del Sabadell, equipo con el que descendió. Cumplidor y que hasta el momento le quita protagonismo al joven serbio Babic, prometedor central cedido por la Real. Va muy bien por alto y es un filón en las jugadas de estrategia. Le toca esperar su turno en el banquillo.

El experico Ángel es el lateral zurdo que ha eclipasado por completo al excadista Migue García, que comenzó titular hasta que vio una roja en las primeras jornadas y pasó al ostracismo.

El centro del campo

Ramón Folch es la brújula del Reus. Siendo juvenil del Reus probó suerte en las categorías regionales hasta que regresó en Segunda B a su equipo, al que ha ascendido llevando la batuta del juego y confirmándose como todo un mediocentro organizador que atrae ya las miradas de la Premier y algún que otro equipo de Primera. Aunque algo lento, posee una envidiosa visión de juego y un gran sentido de anteponerse a cada situación del juego. Su pareja en el doble pivote es López Garai, que aunque su fuerte sea la contención goza de tener un criterio bastante aceptable.

A la sombra de los anteriores aparecen Albistegui, mediocentro defensivo formado en la Real Sociedad, con la que llegó a debutar en Primera de manera testimonial. También está el brasileño Guzzo, de corte creativo pero demasiado irregular. Vitor Silva, ahora lesionado, llegó de la mano de Jorge Mendes –amigo personal de Joan Oliver, patrón del Reus–, llegó del Sporting de Lisboa en Segunda B y ha cumplido con creces. Mediapunta con talento y que gusta mucho en la grada.

Las bandas

David Querol es un delantero reconvertido a extremo derecha. Hombre de la casa muy rápido y con algo de olfato como es previsible. Va algo justo de técnica aunque su lucha es insaciable. Por la izquierda aparece Fran Carbiá, autor del gol de la victoria ante el Cádiz CF en el choque de ida. Cuenta con mucho pundonor, gran intuición y mejor olfato. Es el máximo goleador del Reus con seis dianas. David Haro es otro extremo con gran capacidad de sacrificio. De parecidos atributos a Fran Carbiá aunque con menos gol pero mayor inteligencia. Cierra el apartado de extremos Jorge Díaz. Muy creativo y con muchos recursos aunque le cuesta una barbaridad dosificarse. Es sorprendente. Igual sale veinte minutos y soluciona la papeleta que sale cinco y se va expulsado. Una moneda al aire para Natxo González.

El ataque

Miramón hace las veces del mediapunta clásico aunque con querencia a dejarse caer por el perfil zurdo. Ha llegado el pasado verano tras ascender a Primera con el Leganés y es uno de los indiscutibles para el entrenador vasco del Reus.

La posición de delantero centro es para el espigado delantero de Gavá, Édgar Hernández. Todo físico, es el encargado de bajar los balones y de pelearse con las defensas rivales. Le ha costado entrar en el equipo hasta que lo ha conseguido. Lleva dos goles, tres menos que Máyor, ex del Alcorcón y que estuvo en la agenda del Cádiz CF. Mañana es baja por lesión. De expediente X es el caso del otro delantero en la reserva, el nigeriano Macauley Chrisantus. No ha visto puerta en lo que va de Liga y desde la afición no se entiende que pueda disponer de minutos. Destacó en el Mundial sub’17 disputado en Corea y desde entonces vive de esa fama tras pasar por el Hamburgo, Karlsruher y FSV Frankfurt. De Alemania pasó a Las Palmas, en Segunda, y de las Islas Afortunadas emigró al fútbol griego, donde comenzó su decadencia hasta que aceptó la llamada de un Reus que no le ha despertado.