Álvaro García, en un entrenamiento.
Álvaro García, en un entrenamiento.

Cádiz CF

Alvarito: “Creo que todo el mundo quiere seguir jugando”

El extremo del Cádiz CF no habla de 'play off' aunque asegura a la afición no darán "nada por perdido"

Por  14:04 h.

Álvaro García ha pasado hoy la sala de prensa del Rosal. El jugador utrerano parece un chico tímido, pero como en el campo, se viene arriba a medida que va cogiendo confianza. Hoy mismo, el extremo zurdo ha dejado claro que respeta toda decisión técnica, pero que eso de dar descanso a los jugadores que puedan estar más cansados, como sugirió el pasado domingo su entrenador, no va con él. Como tampoco va con él tirar la toalla o hacer más caso de lo debido a lo que pueda escucharse en la grada.

Lo que claramente no va con él es mandar un mensaje equivocado. Y lo primero es lo primero, ante el Tenerife se falló porque el rival fue superior. Y así lo expresó Álvaro García. “No fueron las sensaciones que quisimos dejar, pero la Liga es así. El Tenerife es un gran equipo y nos puso las cosas muy difíciles. Se vio que no hicimos el juego que solemos hacer”.

Con la derrota ante el Tenerife la decepción se ha apoderado de muchos aficionados que soñaron con dar alcance al Girona. No es el caso del vestuario, al menos, según las palabras de Alvarito, que asegura que sienten lo mismo de siempre. “Al final nosotros lo que tenemos que hacer es mirar al siguiente rival y ganarle. Lo que haga el Girona no nos importa mucho. Tenemos que ir por nuestra cuenta y centrarnos en nuestros partidos”. Ya se sabe, ‘el partido a partido’ que tanto repetía y repetía Víctor Espárrago en el año del ascenso.

Hasta ahora, pocos equipos han conseguido anular al Cádiz CF de Cervera. Oviedo, Rayo, Tenerife el otro día y quizás, un poco, el Valladolid en Carranza. Por eso mismo, Alvarito no cree que haya que volverse loco tras la última derrota. “Nuestro juego es difícil de contrarrestar porque hay muchos equipos que quieren la pelota y por jugar contra nosotros no suelen cambiar su idea de fútbol. Nosotros tenemos las ideas muy claras y somos difícil de contrarrestar”.

Puede que para muchos, la derrota ante el Tenerife sirva para valorar lo que se está haciendo por parte de los hombres de Cervera. Así, desde luego, lo ve Alvarito. “Quizás se valore un poco más lo que estamos haciendo porque es muy difícil estar donde estamos. Llevamos una buena racha y seguimos teniendo buenas sensaciones. Hemos estado jugado bastante bien y eso te cuesta tras un partido; pero lo mejor es cambiar el chip rápido y pensar en el siguiente encuentro”.

Justo después de la derrota ante el Tenerife, Cervera meditó en alto la idea de hacer cambios en el once para introducir a gente menos habitual por eso de tener las piernas más frescas y menos cargada de partidos. Para colmo, por la forma de jugar de este Cádiz CF, el desgaste debe ser inimaginable. Alvarito cree posible esta teoría, pero por lo que se aprecia, no la comparte. “Está claro que nuestros partidos se llevan siempre al límite. Esa es nuestra filosofía y es lo que intentamos hacer durante toda la Liga”. Hasta ahí, perfecto. Sin embargo, el extremo no cree que la solución deba pasar inexorablemente por cambiar muchos cromos porque “sinceramente, creo que todo el mundo quiere seguir jugando y dando el máximo. Y estamos preparado para ello”.

Alvarito ha dado en apenas un año un cambio sideral. De no ser titular indiscutible en Segunda B ha pasado a estar en las agendas de muchos clubes de Primera tras su explosión con el Cádiz CF en Segunda. Pero por mucho que cambie su trayectoria, él tiene claro que seguirá siendo el mismo. “Sigo siendo la misma persona y así seguiré siendo. Porque me vaya bien ahora no voy a cambiar mi pensamiento ni mi forma de ver la vida. Soy una persona muy tranquila y estoy rodeado de gente que me ayuda mucho en mi vida personal y no voy a cambiar. Lo tengo claro”, dice a sus 24 años.

Lo que no ha perdido Alvarito es su humildad. Preguntado sobre qué aspectos le queda por mejorar, no duda en afirmar que en la mayoría de ellos. “Me queda por mejorar mucho. Tengo que ayudar más al equipo. También puedo mejorar en la forma de colocarme”, dice dejando la lista abierta. Lo que sí admite es que ha mejorado mucho desde que hace ya un lustro vistiera los colores del San Fernando. “Ahora creo que he mejorado mucho en alimentacion, en la forma de llegar a los entrenos y en cómo preparar los partidos. También creo que he mejorado táctica, física y mentalmente. Antes era un niño”, comentaba.

Agradece a Cervera las “oportunidades y la confianza” que le ha dado porque es lo que “se necesita para que salgan las cosas”.

Escuchar a Alvarito es comprobar la sencillez y la humildad que tiene en el campo. Y es que el utrerano, a simple vista, colabora muchísimo con Brian, algo que cree que no es así del todo. Y lo afirma. Lo dice para explicar los goles que lleva en Liga, que no son muchos, pero que valen su peso en oro porque sus tres goles (ante Lugo, Rayo y Girona) han valido nueve puntos. “Intento aprovechar los espacios que dejan los defensas gracias a que no me sacrifico tanto en ayudar al lateral y, así, no tengo que partir tan de atrás y esas jugadas me pillan más cerca de la porteria y estoy mas fresco para definir”.

Avisa que el próximo rival, el UCAM, “es un equipo muy aguerrido y que lleva una racha muy buena”.

Se ha hablado mucho esta semana de los pitos que se escucharon en la segunda mitad ante el Tenerife. De hecho, muchos parecen haber inventado un enemigo que no existe porque no es el mismo ruido lo que pueden hacer cien enfadados ante el silencio de 14.000. Basta con hacerse una idea de lo que piensa el vestuario. “No hemos hablado nada de eso. Es muy difícil lo que estamos haciendo. Ser terceror como recién ascendidos no es fácil. Ganar en Girona, tampoco. Y perder ante un gran rival como el Tenerife y es hasta cierto punto normal”. Para zanjar el asunto, Alvarito asegura que no escuchó los pitos o no se enteró porque suele concentrarse en el campo una vez que empieza el partido. “Me cuesta mucho escuchar lo que hay fuera. Me centro en lo que hago”.

Eso sí, “lo que sí me di cuenta fue de la ovación enorme que nos dio la afición al comienzo del partido”.

Es tan evidente que la derrota ha pasado factura y ha vuelto a poner los pies del equipo en el suelo, que ya nadie del vestuario ha vuelto a referirse a los ‘play off’. Por eso mismo, el único compromiso al que se adhiere Alvarto es en el del trabajo. “A la afición solo le decimos que los que estamos abajo nos vamos a partir la cara por el equipo y no vamos a cambiar nada porque es nuestro estilo. Llegaremos hasta el final. Somos aguerridos, lucharemos todos los balones y no vamos a dar nada por perdido. Por ello mismo, deben ayudarnos porque creo que a todo el mundo le gusta que sus jugadores se partan las cara por su camiseta”.