NBA

La maldición de los Sixers se ceba con Simmons

Lesión grave del número uno del draft, que deja huérfano a Sergio Rodríguez y rebaja las expectativas de la franquicia

Ben Simmons, número uno del pasado draft de la NBA
Ben Simmons, número uno del pasado draft de la NBA - AFP

Ser «rookie» en los Sixers es una profesión de riesgo. La maldición que les acompaña desde hace unos años ha engullido también a Ben Simmons, el número uno del pasado draft, que ayer se lesionó de gravedad en el pie derecha y cuyo estreno en la NBA deberá esperar.

El alero, llamado a marcar una época en la liga, sufrió un percance en su pie derecho y las primeras pruebas detectaron una rotura del quinto metatarsiano. Un mazazo para el joven jugador, que aún no conoce el tiempo que deberá estar de baja.

Esta lesión, de difícil curación, requiere mucho reposo y, en algunas ocasiones, pasar por el quirófano. Habrá que esperar para saber si Simmons opta por un tratamiento más conservador, pero lo cierto es que su baja trastoca los planes del equipo de Sergio Rodríguez, que se queda sin uno de sus socios principales en el ataque de los Sixers.

La de Simmons no es la única lesión que un novato ha sufrido en la franquicia de Filadelfia en los últimos años. Sin ir más lejos, Joel Embiid, número tres en el draft de 2014, sufrió una lesión también en su pie derecho y aún no ha podido jugar ni un minuto en la NBA.

A Nerlens Noel, uno de los pilares del equipo la pasada campaña, también lo pasó mal en sus inicios. Número 6 del draft en 2013, se perdió toda su primera campaña en los Sixers por una lesión en la rodilla. La buena noticia para el «Chacho» es que él llega a la NBA sin el cartel de novato, lo que puede librarle de la «maldición de los Sixers».

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios